Rechazaron el pedido de la defensa y el marido de Píparo seguirá detenido

Gabriel Di Nicola
·2  min de lectura

La jueza de Garantías de La Plata Marcela Garmendia rechazó el pedido de excarcelación presentado por la defensa de Juan Ignacio Buzali, el marido de la diputada provincial Carolina Píparo (Juntos por el Cambio),y, como consecuencia, continuará detenido, acusado de doble homicidio en grado de tentativa.

La magistrada argumentó su decisión en la existencia de "peligros procesales". En su resolución, a la que tuvo acceso LA NACION, la jueza sostuvo: "La pena en expectativa [entre cuatro y 16 años y ocho meses de prisión], las especiales circunstancias que rodearon el hecho y la conducta posterior asumida por Buzali, me permiten inferir que no se encuentra garantizada su sujeción al proceso".

El marido de Píparo está detenido desde el viernes pasado. Está acusado del intento de homicidio de dos motociclistas a quienes confundió con los motochorros que en la madrugada del Año Nuevo le habían robado el teléfono celular y 20.000 pesos.

"Me parece insólito que una víctima esté rogando y pidiendo justicia a Dios. La Justicia parcializa y no interpreta las cosas como fueron", sostuvo a LA NACION Fernando Burlando, defensor de Buzalli.

Burlando y su colega Fabián Améndola habían fundamentado su pedido de excarcelación, entre otras cuestiones, en que se encontraba en juego la libertad ambulatoria "como derecho con relación a la presunción de inocencia".

Burlando y Améndola habían presentado dos pedidos de excarcelación, uno ordinario y otro extraordinario. Ambos fueron rechazados por la jueza Garmendia.

"A toda velocidad"

Por su parte, la fiscal a cargo de la investigación de los hechos, María Eugenia Di Lorenzo, dijo ayer en Radio 10: "Lo que cerró el círculo [investigativo, sobre el marido de Píparo] fue un último video en el que se ve a las motos transitando a segundos del lugar y el auto [conducido por el esposo de la legisladora] que viene a toda velocidad y embiste de lleno a la última moto con la parte central del auto".

Para la instructora judicial, "no se advierte ninguna maniobra para esquivar a las motos, fue exactamente en la mitad de la trompa del auto".

"Buzali refiere que cuando dobla una esquina se encontró con todas las motos en forma de embudo, como una V, y que lo rodeaban por los costados, que esto le generó pánico y que tuvo que escapar por donde pudo y que si bien intentó esquivar las motos no pudo", explicó la fiscal.

Para Di Lorenzo, "esto se contradice con el último video en el que claramente se ve que no hay ningún embudo, las motos van pasando de a una o de a dos y luego se ve al auto que viene a una alta velocidad".