Realizadores de "Dear Evan Hansen" refinan el musical

·4  min de lectura
DEAR EVAN HANSEN (AP)
DEAR EVAN HANSEN (AP)

Millones de personas tendrán la oportunidad de conocer al tímido adolescente Evan Hansen este mes, pero su astro, Ben Platt, dice adiós.

El actor y cantante está íntimamente vinculado a Evan, al originar el papel en 2015 y llevar el musical de teatro “Dear Evan Hansen” sucesivamente a su estreno mundial en Washington, el circuito off-Broadway y finalmente a Broadway y su triunfo en los premios Tony y Grammy. Ahora presenta al personaje en la película, una última vez.

“Realmente me sentí muy agradecido y muy privilegiado de tener la oportunidad de volver a entrar y decir un último adiós”, dice Platt. “He llegado a quererlo y me preocupo tanto por él porque obviamente ha cambiado todo en mi vida”.

Bajo la dirección de Stephen Chbosky, la película no es una versión filmada del musical teatral, sino un replanteamiento cinematográfico completo, con nuevos números musicales y el desarrollo de un personaje secundario en una joven completa y compleja.

“Creo que las mejores películas musicales que me encantan utilizan la película como una oportunidad para mejorar y desarrollar ciertos elementos del musical que quedan sin terminar o que todavía tienen margen de mejora”, dice Platt.

Junto a él hay un elenco completamente nuevo: Julianne Moore, Kaitlyn Dever, Amy Adams, Amandla Stenberg, Nik Dodani, Colton Ryan y Danny Pino. Steven Levenson escribió el guion adaptado de la obra original. Platt es el único actor que dio el salto del escenario a la pantalla, lo cual enfureció a algunos en la comunidad teatral.

“Dear Evan Hansen” se centra en el torpe Evan que, sin darse cuenta, se convierte en una sensación de las redes sociales, con consecuencias desastrosas. Una mentira acerca de ser el mejor amigo de un compañero de clase fallecido le gana popularidad y una novia, pero la falsedad es, en última instancia, corruptora.

Captura las tensiones entre los chicos y sus padres, además de explorar el suicidio, la alienación y la presión de grupo. Es una paradoja central: ¿por qué la gente se siente tan sola en un mundo tan conectado?, un mensaje oportuno mientras la nación lidia con el aislamiento de COVID-19.

“Todos hemos pasado por esta terrible experiencia. Ha dejado cicatrices en nuestras sociedades y en nuestra psiquis. Y creo que ‘Dear Evan Hansen’ es parte de la solución para ayudarnos a sanar y ayudarnos a encontrar una esperanza que no sólo necesitamos desesperadamente, sino que, francamente, merecemos", dice Chbosky.

Las canciones de Benj Pasek y Justin Paul incluyen el emblemático himno “You Will Be Found”, “Waving Through a Window”, “For Forever” y “Words Fail”, pero algunas no se trasladaron a la película.

La versión escénica, por ejemplo, comienza con las dos mamás del espectáculo cantando “Anybody Have a Map?”, pero la película empieza “Waving Through a Window”, con Evan en su habitación.

Chbosky explica que “Waving Through a Window” era necesaria para comenzar la película porque está contada desde el punto de vista de Evan. “Por mucho que fue difícil matar a esa (canción) querida, abrió toda la película”, dice. Los fans todavía podrán escuchar “Anybody Have a Map?”, si prestan atención: la banda de música de la escuela secundaria de Evan la toca en la secuencia de apertura, un dulce “huevo de Pascua” (tesoros escondidos para los seguidores más acérrimos).

La película “Dear Evan Hansen” está en consonancia con la naturaleza íntima de la versión teatral, que Chbosky llama “un musical en minúscula” y “más como un drama con canciones”. En esta versión, las canciones se vuelven pensamientos en la cabeza de los personajes y nadie deja ver que en realidad están cantando o que alguien en la escena está cantando.

Los cineastas aprovecharon la oportunidad para ampliar el papel y regalarle una canción a Alana, una amiga hiperorganizada de Evan (interpretada por Stenberg) que confiesa que comparte muchas de sus ansiedades y que muchas más personas de las que él cree también lo hacen. También hay un final revisado que muestra más del arrepentimiento de Evan.

Pero una cosa que nunca se debatió fue que Platt interpretara a Evan nuevamente. A pesar de algunas burlas en línea sobre su edad (cumple 28 años este mes), Platt sorprendió al director con una actuación que él llama “material de leyenda”.

“Ve la película”, dice Chbosky. “Si al final de la película todavía te sientes así, bueno, está bien. Podría desembolsar un par de dólares para terapia por ser amable. Pero la vasta, vasta, vasta, vasta, vasta mayoría de personas, una vez que ven la película y ven lo que él puede hacer, dice ‘¿quién más podría interpretarlo?’ Nadie. Literalmente nadie. Él es Evan Hansen”.

La filmación resultó difícil debido a los protocolos de COVID-19, pero Platt cree que el elenco supo aprovechar el aislamiento y el temor que provocó la pandemia.

“El único lado positivo del horror absoluto de la pandemia fue que ya estábamos realmente en ese espacio mental emocional”, dice. “Por difícil y algo solitaria que fue la experiencia, creo que realmente contribuyó a la integridad y autenticidad del sentimiento de la película”.

___

Mark Kennedy está en Twitter como http://twitter.com/KennedyTwits.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.