La razón por la que los duques de Sussex se han ido antes de tiempo de la boda de Misha Nonoo

HOLA.COM

La tarde del viernes, la diseñadora Misha Nonoo y el heredero petrolero Michael Hess se convertían en marido y mujer en una espectacular boda celebrada en Villa Aurelia, un palacio principesco con vistas a la ciudad de Roma en el que reunieron a cerca de 200 invitados entre los que había nombres tan conocidos como Ivanka Trump, Orlando Bloom, Katy Perry, Eugenia de York, Beatriz de York o los duques de Sussex, entre otros. Sin embargo, y aunque Meghan Markle y Harry de Inglaterra llegaban muy sonrientes a este gran día, no podrán estar presentes en la fiesta que los novios han preparado este sábado para todos sus familiares y amigos.

VER GALERÍA

duques-sussex2-gtres

El espectacular escenario de la 'boda romana' a la que han acudido el príncipe Harry y Meghan Markle

Los duques de Sussex se ausentarán de la gran cena que Misha y Michael han organizado en un set privado de los legendarios estudios de cine de Cinecittà, donde tendrá lugar una fiesta que tiene como temática "La Dolce Vita" y en la que el dress code marca a los invitados ir "dazzling", es decir, "deslumbrantes". SIn embargo, ni Meghan ni Harrry deslumbrarán en esta velada ya que hace solo unas horas abandonaban Roma y ponían rumbo a Londres. Tal y como indica el Daily Mail, el matrimonio se ha desplazado desde el hotel Vilon, en el que se han alojado durante su estancia en Roma, hasta el aeropuerto Leonardo Da Vinci en una furgoneta con cristales tintados

A pesar de que no estarán en la cita en Cinecittà, Harry de Inglaterra y Meghan ya visitaron sus instalaciones, en las que fueron rodadas más de 3.000 películas. Según la prensa italiana, horas antes del "sí, quiero", los contrayentes citaron a un reducido grupo compuesto solo por sus amigos más cercanos a un almuerzo íntimo. "Misha organizó un almuerzo con los amigos más cercanos en los estudios donde celebrarán una cena a la luz de las estrellas esta noche", aseguran.

VER GALERÍA

misha-meghan

La vuelta acasa del príncipe de Inglaterra y Meghan Markle será breve. Pasarán solo unas horas en su casa de Frogmore Cottage ya que este domingo emprenden un viaje oficial a Sudáfrica en el que les acomparará por primera vez el pequeño Archie Harrison, nacido en mayo. Un periplo que comienza en Ciudad del Cabo y que se extenderá durante cerca de dos semanas en las que su agenda está repleta de actividades y se desarrollará en diferentes ciudades. De hecho, no estarán todo el tiempo juntos sino que hay algunos puntos a los que acudirá solo el nieto de la reina Isabel II y otros que solo visitará la duquesa de Sussex.