Rayados de Monterrey, el ejemplo de como, bien invertido, el dinero sí compra la felicidad

·Periodista
·4  min de lectura
Foto tomada por Julio César AGUILAR / AFP vía Getty Images
Foto: Julio César AGUILAR / AFP vía Getty Images

Quién dice que el dinero no compra la felicidad. El que no lo crea, pregúntele a los Rayados del Monterrey, los nuevos campeones de la Liga de Campeones de la Concacaf.

Los Rayados son un club que no escatima en invertir dinero para obtener resultados. Así sean refuerzos, los mejores entrenadores o un nuevo estadio.

Monterrey venció al America en la final de la Liga de Campeones de la Concacaf y jugará el Mundial de Clubes 2021 -que se celebrará en 2022-, por segunda vez en tres años y por quinta vez en 10 años.

También fue campeón de la Liga MX en el Apertura 2019 y de la Copa MX en el Apertura 2017 y 2019-20.

¿Cuál es el secreto?

La respuesta es simple: invertir a lo grande, como ningún otro club en México.

El mejor DT

Rayados logró algo que parecía imposible: que Javier “Vasco” Aguirre regresara a dirigir en la Liga MX.

Aguirre —quien entrenó a México en el Mundial de Corea y Japón en 2002 y Sudáfrica 2010, dirigió a las selecciones de Egipto y Japón, además pasó por el futbol español y árabe— es el entrenador mexicano más experimentado en la actualidad.

Ningún otro entrenador vigente en México tiene el curriculum de Aguirre. Y Rayados no dudó en abrir la cartera y traerlo de regreso.

Rayados apostó, le presentó un proyecto ganador y él aceptó regresar a dirigir en la Liga MX 20 años después.

Y en menos de un año ganaron de nuevo el torneo más importante a nivel de clubes de la Concacaf.

La plantilla más valiosa

No solo es el entrenador. El equipo tiene la plantilla más valiosa de la Liga MX, según Transfermarkt, con un valor de 88 millones de dólares.

En la plantilla actual tiene figuras Rogelio Funes Mori o Vincent Janssen, refuerzos de lujo como el central mexicano Héctor Moreno -quien es el titular de la Selección de México- o consolidados como Carlos Rodríguez, César Montes y Jesús Gallardo.

Tan solo en los últimos cinco años han contratado a 23 refuerzos con un valor cercano a los 100 millones de dólares, según Transfermarkt.

Estadio nuevo

Durante décadas, Monterrey jugó en el Estadio Tecnológico, pero en este siglo, se volvió obsoleto para las exigencias del futbol moderno.

El club regio invirtió 200 millones de dólares en la construcción de su nueva casa, el Estadio BBVA y lo inauguró en 2015.

Hoy es el estadio más valioso del futbol mexicano, y el segundo más nuevo -detrás del Estadio Kraken, que se inauguró en 2020-, con capacidad para 51 mil personas, 106 mil metros cuadrados de construcción, autosustentable y con tecnología avanzada.

Y casi lleno…

La inversión en un estadio nuevo tuvo sus resultados.

En los dos torneos previo a la pandemia del Covid-19, Monterrey fue el club con la mejor y la segunda mejor asistencia en el futbol mexicano.

Según datos oficiales, en el Clausura 2019 tuvo un promedio de 42,505 personas por partido (el 83% de la capacidad del inmueble) y en el Apertura 2019 tuvo 37,247 personas por juego (72.9% de la capacidad del inmueble).

Segundo equipo más valioso

El invertir en jugadores e infraestructura le ha dado resultados deportivos y financieros.

Según Forbes, los Rayados son el segundo equipo más valioso de la Liga MX en 2020 con un valor estimado en 311 millones de dólares.

El club regio solo está debajo de las Chivas -uno de los dos equipos más grades de México- que vale solo medio millón de dólares más, de acuerdo a Forbes.

Si la tendencia se mantiene, Rayados será el equipo más valioso en los próximos años.

¿De dónde sale el dinero?

Monterrey tiene como empresa respaldo a FEMSA, una multinacional mexicana que participa en cadenas de tiendas, venta de gas y embotelladora de refrescos, principalmente de la marca Coca-Cola.

FEMSA es la quinta compañía más importante de México, según el ranking de la revista Expansión, y supera a las compañías que son dueñas de los 17 clubes restantes de la Liga MX.

Durante años Rayados fue un equipo de la mitad para abajo en la Liga MX, inclusive con problemas económicos, pero la llegada de FEMSA, en 2006, los llevó a otro nivel financiero.

Sin tiempo para aflojar

Monterrey tiene poco tiempo para festejar su título en Concacaf. La competencia es feroz. El torneo Grita México A21 está en la recta final, y los Rayados buscan el campeonato.

Los Tigres, que son su gran rival en México, fue el equipo de la década pasada en el futbol mexicano y ellos desean impedir que sigan creciendo.

Monterrey está obligado a ganar. Y tienen el dinero para seguir sonriendo.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Invidentes en riesgo en el Metro de la CDMX por presencia de vendedoras ambulantes

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.