Ray de Azulejos, y Burnes de Cerveceros ganan el Cy Young

·3  min de lectura

Robbie Ray, zurdo de los Azulejos de Toronto repuntó tras una pésima campaña. Corbin Burnes, derecho de los Cerveceros de Milwaukee se recuperó tras contraer COVID-19.

Ambos conquistaron el miércoles el trofeo Cy Young.

“Todos tienen su historia”, dijo Burnes durante una conferencia telefónica.

En el Año del Pitcher, Burnes lideró las Grandes Ligas con una efectividad de 2.43, mientras que Ray tuvo el menor promedio de carreras limpias admitidas en la Liga Americana, con 2.84.

Ambos lograron también cifras destacadas de ponches, con lo cual reforzaron sus argumentos ante los estudiosos de las estadísticas de la nueva era pero también ante quienes privilegian los números más tradicionales.

Burnes superó a Zack Wheeler, de Filadelfia, para hacerse del premio. Los dos recibieron 12 votos a primer lugar por parte de la Asociación de Cronistas de Béisbol de Norteamérica (BBWAA).

Sin embargo, Burnes consiguió 14 votos a segundo lugar, contra nueve de Wheeler.

Max Scherzer ocupó el tercer sitio.

Burnes fue el primer pitcher de Milwaukee en obtener el galardón en la Liga Nacional. Pete Vuckovich en 1982 y Rollie Figers en 1981 habían conquistado el trofeo cuando los Cerveceros jugaban todavía en la Liga Americana.

Ray se convirtió en el primer lanzador premiado de Toronto desde que Roy Halladay obtuvo el Cy Young en 2003.

En la Liga Americana el trofeo a Ray coronó un repunte asombroso.

Pasó de aceptar un recorte en su salario a conquistar el principal galardón para un pitcher en las Grandes Ligas.

Ray recibió 29 votos a primer lugar por parte de la BBWAA. Gerrit Cole, as de los Yanquis de Nueva York, obtuvo el otro voto a primer puesto y finalizó segundo, mientras que el tercero más votado fue Lance Lynn, derecho de los Medias Blancas de Chicago.

Ray lideró las mayores con 248 ponches y la Liga Americana con una efectividad de 2.48 y con 193 innings y un tercio de labor.

Ostentó un récord de 13-7 en 32 aperturas y ayudó a que Toronto se mantuviera en la pelea por un boleto de playoffs hasta el último fin de semana.

Un mes después de cumplir 30 años, el lanzador recibe el premio en un momento por demás oportuno. Es agente libre, luego de rechazar el miércoles una oferta calificada de 18,4 millones de dólares por parte de Toronto.

En la campaña de 2020, abreviada por la pandemia, el zurdo tuvo una foja de 2-5 y una efectividad de 6.62 de manera combinada con Arizona y Toronto. Expidió la mayor cantidad de boletos en las mayores.

“Yo sabía... que iba a tener que trabajar mucho”, dijo Ray. “Sabía que era deseable realizar cambios”.

En una muestra de lo mucho que han cambiado los votantes, quienes no se concentran ya sólo en el número de victorias y derrotas sino que analizan estadísticas de la nueva era, Julio Urías terminó desdeñado.

El zurdo mexicano de los Dodgers obtuvo la mayor cifra de triunfos en la temporada, con un registro de 20-3, pero finalizó en un distante octavo puesto y no recibió un solo voto a primer lugar.

La votación para los premios se completó antes de que comenzaran los playoffs.

Burnes se combinó con el taponero Josh Hader para lanzar en septiembre un juego sin hit ante Cleveland. Burnes recetó 14 ponches durante ocho innings en ese duelo.

Fue el noveno juego sin hit en la campaña, rompiendo el récord de ocho establecido en 1884, cuando los pitchers comenzaron a lanzar moviendo el brazo por encima del hombro.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.