Ratifican nulidad de contratos de eólica Demex

OAXACA DE JUÁREZ, Oax., noviembre 16 (EL UNIVERSAL).- El Tribunal Unitario Agrario del distrito 22, con sede en la ciudad de Tuxtepec, Oaxaca, declaró por segunda ocasión la nulidad definitiva de contratos de arrendamiento de tierras de comuneros de Unión Hidalgo, comunidad zapoteca del Istmo de Tehuantepec, por lo que la empresa Desarrollos Eólicos Mexicanos S.A de C.V. (Demex), filial de la firma española Renovalia Energy, deberá desocupar y regresar parte de los terrenos que ocupó para construir el parque eólico "Piedra Larga".

Este segunda sentencia se considera como una nueva victoria legal para los comuneros de Unión Hidalgo dado que con el fallo en contra de Demex, el Tribunal reconoció el carácter comunal y agrario de las tierras donde levantaron su complejo de generación de energía que la compañía indebidamente "rentó" como propiedad privada.

De acuerdo con esta segunda sentencia de nulidad de los contratos, Demex está obligada a quitar parte del parque eólico que construyó en las tierras comunales, informó la asociación civil Proyecto de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (ProDESC), que acompaña a campesinos de Unión Hidalgo en sus batallas contra empresas eólicas.

De acuerdo con Juan Antonio López, coordinador de justicia transnacional de ProDESC, esta nueva victoria de los comuneros de Unión Hidalgo reivindica sus derechos agrarios y como pueblo indígena zapoteca, pero no sólo beneficia a los comuneros de Unión Hidalgo o del Istmo de Tehuantepec, tiene repercusiones en todo el país.

"Lanza el precedente para que cualquier comunero, en el futuro, declare la nulidad de los contratos en caso de que hayan sido autorizados de manera individual y no mediante acuerdo de una Asamblea General de Comuneros".

Ante ello insistió que la sentencia demuestra que se puede avanzar en la defensa del territorio de las comunidades agrarias ante el despojo por parte de grandes empresas transnacionales, coludidas con funcionarios públicos.

Esta sentencia se obtiene tras nueve años en los que la comunidad zapoteca y ProDESC comenzaron la defensa del territorio ante los despojos concretados por Demex en 2006 y 2011 durante los cuales, representantes de la empresa Demex llegaron a la comunidad de Unión Hidalgo para convencerlos de rentar sus tierras para la instalación del parque eólico Piedra Larga.

Esta nueva sentencia se da luego de que en septiembre de 2022, el tribunal otorgó a 11 comuneros de Unión Hidalgo la nulidad de los contratos de arrendamiento de tierras con los que una empresa opera este complejo eólico en Juchitán de Zaragoza, Oaxaca.

"El fallo en contra de Demex estableció que las tierras donde levantaron su complejo de generación de energía fueron consideradas indebidamente propiedad privada cuando en realidad son tierras comunales", abunda la asociación civil.