Rania y Abdullah II de Jordania: una historia de amor tan perfecta que no parece real

·7  min de lectura
El hijo mayor de los reyes, el príncipe Hussein, es el heredero al trono de Jordania
Instagram

El mundo musulmán se enorgullece de una pareja tan moderada y equilibrada como el rey Abdullah II y la reina Rania de Jordania, que no esperaban gobernar Jordania, ya que Abdullah fue elegido por el rey Hussein para la sucesión solo dos semanas antes de su muerte.

La pareja real no ha permitido que su repentino ascenso al poder y la prominencia se les vaya a la cabeza ni tampoco se complacen en las afectaciones o pretensiones como muchos plebeyos. El rey Abdullah II es el único monarca jordano hasta la fecha que solo se casó una vez.

Ahora conocido por sus amigos y colegas como “el epítome de la realeza moderna”, Rania al-Yassin nació el 31 de agosto de 1970 en Kuwait, hija de padres inmigrantes palestinos de clase media, el Dr. Faisal Sedki al-Yassin, médico pediatra, e Ilham Yassin. Asistió a la New English School en Kuwait, luego se licenció en Administración de Empresas con derecho en la American University en El Cairo.

Al comienzo de la Guerra del Golfo en 1991, su familia, junto con cientos de miles de palestinos, se vio obligada a huir de Kuwait debido a que los palestinos fueron acusados de apoyar a Saddam Hussein durante el conflicto. Se mudaron a Amán y allí comenzó a trabajar en la Citibank y cinco meses después tomó otro trabajo en Apple Inc.

Abdullah II bin Al-Hussein, nacido el 30 de enero de 1962, es el hijo mayor del rey Hussein con su segunda esposa, la británica Princesa Muna al-Hussein (antes Antoinette Avril Gardiner). Aunque Abdullah fue nombrado príncipe heredero poco después de su nacimiento, el rey Hussein le arrebató el título a los tres niños pequeños y se lo otorgó a su propio hermano, el príncipe Hassan bin Talal, por razones de estabilidad política en 1965.

Olvidado de estos cambios, el joven Abdullah comenzó su educación en el Colegio de Educación Islámica en Amman y fue enviado primero a la Escuela de St Edmund, Hindhead, en Inglaterra y luego a los Estados Unidos para asistir a la Escuela Eaglebrook y la Academia Deerfield en Deerfield, Massachusetts. En 1980, Abdullah asistió a la Real Academia Militar Sandhurst y dos años más tarde se matriculó en Pembroke College, Universidad de Oxford y cursó un año de Estudios Especiales en Medio Oriente. Posteriormente regresó a Jordania y profundizó en su carrera militar al servir en el Real Ejército Jornado y en la Fuerza Aérea Real Jordana.

El rey Abdullah de jordania y la reina Rania en el nacimiento de su hija, la princesa Salma, en una foto que fue tomada en el año 2000. (Reuters)
El rey Abdullah de jordania y la reina Rania en el nacimiento de su hija, la princesa Salma, en una foto que fue tomada en el año 2000. (Reuters)

El camino de Rania y Abdullah se cruzó cuando en enero de 1993, Rania, de 22 años, asistió a una cena organizada por la hermana del príncipe Abdullah, donde sus ojos se encontraron en una sala abarrotada. Chispas volaron y la conexión fue instantánea. “En el momento en que Rania entró, lo supe en ese mismo momento”, dijo Abdullah en una entrevista en 2005 a la revista People. “Fue amor a primera vista.”

Desde ese momento comenzó un cortejo vertiginoso. El príncipe llevó a Rania en motocicletas por el desierto, practicaron esquí acuático en el Mar Rojo y volaron en espeluznantes paseos en helicóptero. Los amigos del príncipe llegaron a decir que él parecía sacar a Rania de su caparazón y que ella parecía domar sus formas salvajes.

“Creo que estaba bastante interesado, lo persiguió y sucedió”, recordó Rania. Dijo que sus antecedentes de ser plebeya permitieron que el romance floreciera naturalmente: “Nadie sabía quién era, lo cual era bueno”. Según los informes, el propio rey Hussein condujo al príncipe de 31 años a la casa de los padres de Rania para proponerle matrimonio tan solo dos meses después de la primera cita. Con el rey y su familia mirando, ella aceptó. Tres meses después, la pareja se casó el 10 de junio. “Fue rápido”, dijo Rania.

Abdullah asumió el mando de las Fuerzas Especiales de Jordania el mismo año de su boda y se convirtió en General Mayor en 1998. El rey Hussein ocupó el trono desde su 21º cumpleaños en 1953 durante casi medio siglo antes de morir de cáncer en 1999. El 24 de enero de ese año, justo dos semanas antes de su muerte, nombró a Abdullah Crown Prince (heredero al trono).

A diferencia de Europa, donde existe la ley de la primogenitura, en Jordania el monarca designa a su propio heredero. Hasta entonces, el hermano de Hussein, el príncipe Hassan bin Talal, era el siguiente en la fila, pero la esposa del paquistaní, la princesa Sarvath al-Hassan se dedicó a redecorar el palacio en anticipación de la muerte del rey mientras él se encontraba internado en un hospital en Estados Unidos.

La noticia del nombramiento no le sentó bien a la reina Noor, que quería que su hijo, el príncipe Hamzah ben Hussein eventualmente llegara al trono. Actualmente el príncipe se encuentra detenido, acusado de conspirar contra su hermanastro, el rey Abdullah.

Antes de morir, el rey Hussein le pidió a Abdullah que nombrara a su medio hermano, el príncipe Hamzah, como su heredero. Este fue un giro inesperado de los acontecimientos que nadie había previsto.

El 7 de febrero de 1999, a la muerte de su padre el rey Hussein, pocas horas después del anuncio de la muerte de su padre, Abdullah acudió a una sesión de emergencia de la Asamblea Nacional jordana con un keffiyeh rojo y blanco y el reinado del rey Abdullah II comenzó, convirtiéndose en el jefe de una monarquía constitucional, que ejerce un poder sustancial. En 2016, fue elegido como el musulmán más influyente del mundo por la lista de los 500 mejores musulmanes.

Esta foto de archivo y sin fecha, se ve al entonces rey de Jordania, el rey Hussein cargando a su nieto mientras es ecoltado a su izquierda por el príncipe Abdullah, heredero a la corona y su esposa, la princesa Rania. (Reuters)
Esta foto de archivo y sin fecha, se ve al entonces rey de Jordania, el rey Hussein cargando a su nieto mientras es ecoltado a su izquierda por el príncipe Abdullah, heredero a la corona y su esposa, la princesa Rania. (Reuters)

La adhesión se celebró formalmente el 9 de junio de 1999. El nuevo rey y la reina consorte cabalgaron por las calles de Amán en la misma limusina vintage que condujeron el día de su boda (y también llevaron a los padres del rey el día de su boda) para llegar al Palacio Raghadan donde el resto de la familia real estaba esperando. Rania se convirtió en la reina más joven del mundo con solo 28 años.

Debido a que la mitad de la población de Jordania es descendiente de palestinos, mientras que la otra mitad descendió de las tribus beduinas, se vio que la nueva pareja consolidaba las dos culturas y unía el país, y la gente se regocijó.

La pareja real ha dicho que como monarcas trabajan incansablemente. Abdullah II y Rania se han convertido en embajadores de un Medio Oriente desgarrado y luchan por la paz y por promover una agenda social y económica de avanzada.

Con cuatro hijos que conforman la familia, los reyes trabajan como equipo. Rania ha dicho en una entrevista que “el rey tiene el poder ejecutivo y político y económico. Yo trabajo principalmente a través de organizaciones de la sociedad civil. Pero, como en cualquier sociedad, en cualquier matrimonio, te sientas a cenar y hablas de tu día, y él me dice lo que ha hecho y lo que está haciendo, y algunas veces le enseño un discurso que tengo. Siempre decimos que somos los más grandes admiradores y también los más críticos, ¡lo cual es una buena asociación!”.

MÁS HISTORIAS QUE TE PUEDEN INTERESAR:

EN VIDEO: Los príncipes Guillermo y Enrique llegaron a falsificar una nota de Isabel II para conseguir pizza

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.