Río pospone plan de reapertura de la ciudad por avance de la pandemia

·2  min de lectura

Río de Janeiro, 25 ago (EFE).- Río de Janeiro decidió suspender el ambicioso plan de reapertura que tenía programado para septiembre y mantener las medidas de restricción que actualmente se manejan en la ciudad por el avance de la pandemia del coronavirus en la ciudad, informó este miércoles la Secretaría de Salud municipal.

El aumento de los contagios en la ciudad, causado principalmente por la variante delta, y la irregularidad en la entrega de vacunas por parte del Ministerio de Salud fueron los principales motivos que llevaron a la decisión.

Un mes atrás, el alcalde la Río, Eduardo Paes, anunció un rápido y ambicioso plan de desmonte de las medidas de distanciamiento social a partir de septiembre con la apertura casi total de los espacios y eventos con público, que incluía el regreso de aficionados a los estadios -con máscara- y la apertura de discotecas y casas nocturnas.

"Fue advertido que esas medidas estaban condicionadas a un escenario epidemiológico favorable", señala el comunicado divulgado por la Secretaría de Salud.

Ante el reciente aumento de los contagios por la circulación de la variante delta, el mapa de riesgo de la ciudad volvió a ubicarse en "alerta moderada" por lo que la recomendación de los expertos fue la de posponer el plan de apertura.

La variante delta, que fue identificada por primera vez en India y que ya está presente en 135 países de todo el mundo, es responsable del 72 % de los nuevos contagios en Río, lo que ha convertido a la ciudad en el epicentro en Brasil de esta cepa, según expertos.

A eso se suma la irregularidad en la entrega de vacunas por parte del Ministerio de Salud, lo que ha ocasionado demoras en las inmunizaciones que han modificado el calendario de la ciudad.

A todo, la fecha en la que iniciará el plan de reapertura total en la ciudad es aún incierto y dependerá del nivel de inmunización de los cariocas y del escenario de la pandemia en las siguientes semanas.

A la fecha, solo el 45,8 % de los habitantes de la "cidade maravilhosa" tiene las dos dosis de la vacuna.

La idea es que la primera etapa de apertura -que incluye la realización de eventos con hasta 500 personas en espacios abiertos y la asistencia de público con esquema de vacunación completo a los estadios (con el 50 % de su capacidad)- comience cuando el 50 % de la población adulta cuente con el ciclo completo de inmunización.

Ya la apertura de discotecas y casas nocturnas y la realización de eventos al aire libre con hasta 1.000 personas quedará para cuando esté completamente inmunizado el 65 % de los cariocas adultos.

De acuerdo con la programación inicial, el plan de reapertura total debía terminar en diciembre con el tradicional Reveillón, la fiesta de fin de año conocida mundialmente por su espectáculo de música y fuegos artificiales en la playa de Copacabana.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.