Queman casillas e impiden votación en 6 comunidades de Oaxaca

·2  min de lectura

POCHUTLA, Oax., junio 5 (EL UNIVERSAL).- Pobladores de seis comunidades de las regiones Costa e Istmo de Tehuantepec quemaron la paquetería electoral destinada para la jornada de este domingo, en donde se elegirá a la persona que gobernará Oaxaca durante los próximos seis años.

En Santa María Tonameca y Barra Copalita, poblaciones de la región Costa, habitantes quemaron las urnas como una forma de manifestar su rechazo a la falta de respuesta rápida y de apoyos de los gobiernos estatal y federal, luego del paso del huracán Agatha.

Ante de las 8:00 horas, un grupo de habitantes de Barra Copalita, agencia del municipio de San Miguel del Puerto, se reunieron en la explanada municipal y quemaron las urnas y boletas de la única casilla que se instala en la comunidad afectada por el fenómeno natural que los dejó muy dañados el 30 de mayo.

La molestia de los habitantes, señalaron, se debe a la poca reacción del gobierno estatal para dar respuesta rápida a la situación de emergencia que atraviesan, por lo que consideraron insensible por parte de las instituciones pedir el voto cuando no hay atención a los damnificados.

Mientras que en Santa María Tonameca, también el Costa, habitantes quemaron las urnas porque señalaron que hasta el momento no han llegado los apoyos necesarios para que la población enfrente las afectaciones dejadas por el huracán.

"El día de mañana, si no han llegado las despensas, los apoyos, estaremos tomando la carretera federal", anunciaron mientras quemaban una urna.

En el Istmo de Tehuantepec, pobladores de tres agencias del municipio de San Juan Guichicovi, Estación Sarabia, Revolución Guichicovi y Encinal Colorado, quemaron las urnas en protesta por la consideraron una "ridícula" indemnización por sus tierras, que serán destinadas al Corredor Interoceánico del Istmo de Tehuantepec (CIIT).

Desde 1980, los ganaderos de la colonia Cuauhtémoc se apropiaron de 3 mil hectáreas del ejido Estación Mogoñé y hace dos años, tras un largo juicio, finalmente las autoridades agrarias resolvieron a favor de los campesinos mixes, a quienes la Secretaría de Desarrollo Territorial y Agrario (Sedatu) les ofrece una indemnización de 22 mil pesos por hectáreas.

Por ello, las poblaciones acordaron no participar en las elecciones y continuarán con las protestas para impedir el avance del Tren Transístmico, hasta que el gobierno les ofrezca un pago justo en indemnización por sus tierras.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.