Qatar paga viaje a aficionados para cantar en el Mundial

MUNDIAL AFICIONADOS PAGADOS (AP)
MUNDIAL AFICIONADOS PAGADOS (AP)

Hasta 1.600 aficionados de los equipos que se clasificaron a la Copa Mundial han sido reclutados para viajar con todos los gastos cubiertos a Qatar, cantar en la ceremonia de inauguración y quedarse al menos dos semanas para promover contenido en redes sociales sobre el torneo y el país anfitrión.

Los aficionados de cada una de las 32 naciones estarán cinco minutos en una sección de aficionados en la ceremonia previa al primer partido, el 20 de noviembre, entre Qatar y Ecuador. Cantarán una canción específica de cada país, que elegirán los organizadores, de acuerdo con los documentos a los que tuvo acceso The Associated Press.

“Les compartiremos la canción/cántico de tu país para asegurar que estés familiarizado”, indicaron los organizadores a los aficionados.

El programa excluye a “personas con obvia afiliación política” y busca reclutar entre 30 y 50 aficionados de cada equipo que demuestren “su estatus como fervorosos hinchas”, dice el documento.

“La cámara enfocará a cada grupo de aficionados nacionales”. Les dijeron a los reclutas que lleguen al estadio Al Bayt, al norte de Doha, y “estén listos con sus camisetas, banderas y bufandas para cantar y gritar”.

Les ofrecieron vuelos de clase económica y alojarse en departamentos que cuestan miles de dólares en alquiler, para quedarse hasta el 4 de diciembre o hasta que concluya el torneo, así como 250 riales qatarís (68 dólares).

El proyecto de la ceremonia de apertura es una extensión del plan a largo plazo de los organizadores para tener “aficionados líderes” en cada país que se volverán influencers de redes sociales con el hashtag “IAMFAN”.

En un comunicado, los organizadores qatarís indicaron que consultaron con una “Red Líder de Aficionados” de más de 450 personas en 59 países para mejorar el Mundial para los visitantes.

Se espera la asistencia de cerca de 1,2 millones de visitantes en Qatar. El torneo de un mes de duración ha sido foco de críticas y escepticismo desde que la FIFA le otorgó la sede al emirato en diciembre de 2010.