A puertas de cumbre, el mundo aguarda a que EEUU establezca sus objetivos sobre cambio climático

Jeff Mason y Valerie Volcovici
·2  min de lectura
Foto de archivo. El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, en un discurso en la Casa Blanca en Washington.

Por Jeff Mason y Valerie Volcovici

WASHINGTON, 21 abr (Reuters) - La Casa Blanca aún está finiquitando los detalles de su plan para recortar los gases de efecto invernadero que emite Estados Unidos al 2030, antes de una cumbre esta semana entre jefes de Estado que incluyen a los presidentes Vladimir Putin de Rusia y Xi Jinping de China.

El Gobierno del presidente Joe Biden ha estado presionando para que otros países establezcan objetivos más ambiciosos de recortes de emisiones, pero aún debe dar a conocer sus propias metas.

Antes del inicio de la cumbre el jueves, se espera que la Casa Blanca anuncie que Estados Unidos quiere recortar sus emisiones de gases en casi 50% al 2030, en comparación con los niveles del 2005.

"Todavía queda mucho tiempo antes de que comience la cumbre", dijo un funcionario del Gobierno a periodistas el miércoles por la mañana, cuando se le consultó sobre el objetivo del país, conocido como Contribución Determinada a Nivel Nacional (NDC, por sus siglas en inglés).

Estados Unidos solía ser el mayor emisor histórico de gases de efecto invernadero y actualmente ocupa el segundo lugar después de China. Su objetivo será observado de cerca como una señal de cuán en serio se toma Biden el cambio climático.

El mandatario demócrata prometió que Estados Unidos encabezaría los esfuerzos internacionales ante el calentamiento global, después de que el expresidente Donald Trump retiró al país del acuerdo climático de París.

Biden devolvió a Estados Unidos al Acuerdo de París en enero, y la cumbre de dos días está diseñada para mostrar un compromiso renovado de la nación norteamericana y el resto de potencias emisoras por limitar el calentamiento del planeta a 1,5 grados Celsius, por encima de los niveles previos a la Revolución Industrial.

Inicialmente se esperaba esta semana un decreto de Biden que ordenaría al Tesoro de Estados Unidos y a otras agencias clave desarrollar una estrategia sobre riesgos derivados del clima para los activos financieros públicos y privados, pero la medida se ha retrasado, dijo una fuente familiarizada con el tema.

"En los próximos días y horas, se articularán muchos otros aumentos de objetivos", dijo el enviado internacional para el clima de Biden, John Kerry, en un evento organizado por el Washington Post el miércoles por la mañana.

Durante las últimas 24 horas, Kerry ha anunciado medidas que ayudarán a Estados Unidos a reducir sus márgenes de emisiones globales, incluidos la lucha contra la contaminación del transporte marítimo y una asociación con firmas financieras.

Muchos activistas, algunas corporaciones y jefes de Estado quieren que Estados Unidos se imponga metas más agresivas y algunos reaccionaron anticipadamente para afirmar que un recorte de emisiones de casi 50% no sería suficiente.

(Reportes de Jeff Mason y Valerie Volcivici; additional reporte adicional de Andrea Shalal. Editado en español por Marion Giraldo)