Yo puedo programar, la propuesta de Junior Achievement y Microsoft para acercar a los adolescentes a la informática

·4  min de lectura
Yo puedo programar es un curso sin costo de dos meses dirigido a adolescentes
Shutterstock

Cualquiera puede programar. Sí, aunque suene como una simplificación llevada hasta su máxima expresión, en Argentina hay cada vez más opciones para estudiar carreras o hacer cursos sobre el tema, además de que constantemente surgen nuevos talentos en materia de programación. De hecho, no es casual que la mayoría de los emprendimientos que ya se transformaron en unicornios (empresas valoradas en más de 1000 millones de dólares) provengan del mundo digital y que surjan nuevos a cada momento, en un mercado que igualmente no logra satisfacer la demanda interna de profesionales para el sector.

Con la idea de fomentar el desarrollo de la programación en el país, la ONG Junior Achievement y Microsoft anunciaron la puesta en marcha de una nueva edición de Yo Puedo Programar, un curso gratuito, online y dirigido a jóvenes de entre 14 y 18 años que se animen a programar y a armar una página web, incluso aunque no tengan conocimiento alguno del tema.

El sitio para inscribirse en los cursos se llama, justamente, Miprimersitioweb.org.ar.

Cursos en tecnología: cómo capacitarse gratis en herramientas digitales con Adobe, IBM, Microsoft y Oracle

Fomentar el acercamiento a la informática

“El objetivo es que los chicos y chicas aprendan a programar. Pero además queremos que el curso llegue a quienes no pueden acceder a estas capacitaciones de otra manera, ya sea porque no tienen acceso a Internet en su hogar o porque no tienen programación como materia en la escuela”, le explica a LA NACION la coordinadora del proyecto, Lucía Salvay. Y luego agrega: “buscamos que los jóvenes no solo aprendan a armar una página web de cero y en equipo, sino que accedan a una capacitación con herramientas laborales para un posible desarrollo digital profesional, en carreras que tienen una alta demanda actual y para el futuro”.

Lo que se enseña en dos meses, en forma virtual, en formato de 6 módulos y con tutores especializados, son las bases de la programación y del desarrollo web basado en HTML, CSS y JavaScript. Luego se pasa al diseño y desarrollo de páginas web. El material de estudio se actualiza todos los años, para estar al día con lo que se usa en todo el mundo.

Una vez inscriptos, los grupos de estudiantes que van a participar no son elegidos por ser de la misma región, tener la misma edad, condición social o género: “llamamos a cada uno de los inscriptos y ahí vemos su disponibilidad horaria -porque además de los horarios de cursada hay que dedicarle horas al proyecto en sí-, su predisposición al trabajo y ahí vamos armando los grupos. Al final del curso elegimos algunas páginas web que creemos que pueden tener alguna continuidad por fuera del curso, y se entregan becas para que los chicos y chicas puedan seguir estudiando”, aclara Salvay.

En una época donde la formación profesional es esencial, el curso, que se encuadra dentro del Programa Aprender Conectados -lanzado en 2018, con la idea de implementar educación digital, programación y robótica a más de 8 millones de personas en todos los niveles educativos y los Institutos de Formación Docente- consta de una primera clase de 2 horas de duración y el resto del curso suma en total 16 horas, donde cada joven puede administrar sus horarios como lo desee. En total, son 4 semanas. Pero no está solo dirigido a jóvenes, sino también a docentes, que tienen una capacitación especial de una hora previa y luego se transforman en tutores, que acompañan durante la cursada a sus alumnos.

Hasta el 10 de octubre

La convocatoria está abierta tanto para los jóvenes como para las escuelas públicas y privadas de toda la Argentina. Hasta ahora, se anotaron alrededor de 1800 chicos y chicas de todo el país, con una distribución bastante pareja en cuanto a los sexos: 53% varones y 47% mujeres. El cupo a completar es de 3700 y la inscripción finaliza el 10 de octubre. “Las escuelas que se quieran inscribir tienen tiempo hasta el 20 de septiembre, porque la capacitación a los docentes lleva un tiempo y el curso termina antes de que empiecen los exámenes finales en los colegios” explica Salvay.

Este emprendimiento es una opción más para impulsar la programación en jóvenes, que se suma a otros como Argentina Programa (dirigido a estudiantes mayores de 18 años que hayan terminado el secundario), a proyectos como Henry (High Earners Not Rich Yet) y a cursos intensivos dedicados a áreas específicas del software, como los que propone Plataforma 5, entre muchas otras opciones.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.