El PSOE se lo juega todo en Andalucía con su decisión más trascendente

·3  min de lectura

La campaña para las elecciones andaluzas, que tendrán lugar el próximo 19 de junio, ya está en marcha y el PSOE se enfrenta a una importante decisión. Todas las encuestas señalan que el PP será el gran vencedor de las elecciones y que los socialistas van a tener casi imposible alcanzar el Gobierno autonómico.

La gran duda que se presenta de cara a los comicios es si los populares podrán obtener una mayoría suficiente para gobernar en solitario, algo que en estos momentos resulta complicado, o si tendrán que recurrir a Vox, tal y como ocurrió recientemente en Castilla y León.

El PSOE de Pedro Sánchez deberá tomar una importante decisión en Andalucía. (Photo By Rafael Gonzalez/Europa Press via Getty Images)
El PSOE de Pedro Sánchez deberá tomar una importante decisión en Andalucía. (Photo By Rafael Gonzalez/Europa Press via Getty Images)

Y es en este punto en el que el partido liderado por Pedro Sánchez deberá actuar y decidir cuál es su postura. Desde la entrada en política de Vox, los socialistas han optado por intentar agitar el miedo a la ultraderecha en las elecciones y dejar que los populares se retrataran cuando recurrían a su apoyo, sin embargo, esta estrategia no ha terminado de dar sus frutos.

Si bien el PSOE ganó holgadamente las dos elecciones generales de 2019, tanto en abril como en noviembre, también es cierto que Vox no ha dejado de crecer en todo este tiempo, hasta convertirse en la tercera fuerza política, ante la caída de Podemos y la casi desaparición de Ciudadanos.

Los buenos resultados de los populares y de los de Abascal en Madrid, junto al pacto entre ambas formaciones en Castilla y León parece que están llevando hacia una relativa normalización de Vox en las instituciones, por lo que la estrategia del PSOE hasta ahora es posible que ya no resulte útil.

Y Andalucía puede suponer el pistoletazo de salida a este hipotético cambio de postura, aunque por el momento los socialistas no se quieren pronunciar, hasta ver qué dictan las urnas el 19 de junio. De momento, las filtraciones apuntan a que la idea sigue siendo la de arrojar a los populares a los brazos de Vox, pese a que no está dando mucho resultado. Pero ya se sabe que en política las cosas cambian muy rápido y lo que hoy es blanco, mañana es negro y viceversa.

Esto significa que quizás los socialistas pueden empezar a optar por una abstención que saque a la extrema derecha del centro del tablero y permita a Moreno Bonilla gobernar en solitario.

Y es que hay que recordar que una nueva entrada de Vox en un Gobierno autonómico va a hacer que la formación tenga mayor visibilidad pública y mayor capacidad de decisión, lo que puede provocar que siga aumentado su número de adeptos.

En este sentido, probablemente el PSOE necesite hacer una profunda reflexión, con las elecciones generales ya en el horizonte. De momento, la resaca de las andaluzas supondrán una buena piedra de toque.

EN VÍDEO I “A por ellos, oé”: el grito de los simpatizantes de Vox a sus diputados antes de la moción de censura a Sánchez

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.