Protestan trabajadores del IMSS en Cuernavaca para exigir vacuna

·2  min de lectura

CUERNAVACA, Mor., enero 26 (EL UNIVERSAL).- Personal administrativo del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Cuernavaca, protestaron con un paro de labores momentáneo para exigir la aplicación de la vacuna contra el Covid-19. Los inconformes suspendieron labores por unos minutos para manifestar su inconformidad y cuestionaron si son esenciales o no para el combate a la pandemia. Más tarde fueron atendidos por la directora del hospital, Delia Gamboa, quien les informó que el calendario de vacunación está sujeto a los lineamientos del gobierno federal.

Los trabajadores también expusieron que su jornada de trabajo no alcanza para cumplir con sus obligaciones y, además, solicitaron la gestión del bono Covid. Esta última petición también fue expresada por los médicos del área Covid en la clínica hospital "Carlos Calero Elorduy" del ISSSTE en Cuernavaca.

En Morelos la vacunación contra el Covid-19 comenzó el 13 de enero pasado, pero únicamente a personal del sector Salud que se encuentra en la primera línea de atención a pacientes de coronavirus. El estado recibió 9 mil 765 vacunas para los 12 hospitales de atención Covid-19, dependientes de Servicios de Salud de Morelos (SSM), el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) y la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

La protesta de los trabajadores del IMSS ocurre mientras Morelos registra 16 mil 814 casos con coronavirus Covid-19, 2 mil 199 activas, mil 428 sospechosas y mil 862 defunciones. Eduardo Sesma Medrano, encargado de despacho de la jefatura de Epidemiología de Servicios de Salud de Morelos dijo que en 24 horas se sumaron 372 nuevos pacientes, y las nuevas defunciones se registraron en 11 hombres y cuatro mujeres que padecían obesidad, Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC) e hipertensión arterial. Sesma Medrano detalló que, de los 16 mil 814 casos confirmados, 68 por ciento ya están recuperados, 17 está en aislamiento domiciliario, otro 4 en hospitalización, mientras que un 11 por ciento lamentablemente ha perdido la vida.