Protestan trabajadores de la Conagua en Yucatán

·2  min de lectura

MÉRIDA, Yuc., mayo 18 (EL UNIVERSAL).- Un grupo de trabajadores de la delegación de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) de la Península de Yucatán se manifestó a las puertas del edificio de la dependencia federal para exigir mejores condiciones de trabajo y que se les entregue material y uniformes de trabajo, y que sean atendidas sus peticiones de pago de viáticos y liberación de plazas.

En representación de más de 160 empleados de Mérida, Progreso, Valladolid y Oxkutzcab que se dicen afectados, el grupo conformado por unos 20 trabajadores se apostó con pancartas en la puerta principal del edificio de la delegación de Conagua, ubicado en el Fraccionamiento Yucalpetén al poniente de Mérida. Los manifestantes no permitieron el acceso de vehículos oficiales así como al personal de esa dependencia.

La protesta se tornó ríspida incluso, cuando dos directores de área, intentaron ingresar por la fuerza al lugar, pero les fue impedido el paso.

Fue el dirigente de la sección 58 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), Wilbert May Magaña, quien declaró que con la protesta se busca que el Gobierno Federal cumpla con sus obligaciones con los agremiados.

Entre las demandas está la entrega de uniformes y equipo de trabajo, la cual no les dan desde 2019, y la liberación de dos plazas base, pendientes desde marzo y junio del año 2020.

Entre otras cosas, también, dijo que se busca les paguen de forma anticipada los viáticos, como establecen las condiciones generales de trabajo, además del pago de las licencias de chofer para los operadores de vehículos oficiales de la Conagua.

Se agregó que "Uno de los problemas que enfrentamos es el pago de viáticos, el cual no se recibe desde noviembre de 2020, lo que ocasiona perjuicios a las familias de las trabajadores comisionadas, ya que por cada viaje que realizan gastan entre 450 y mil pesos, dinero que sale de sus bolsillos", puntualizó May Magaña.

Dijo el líder sindical que desde el año 2019 no reciben uniformes y hay áreas que lo requieren, como por ejemplo los laboratoristas, quienes trabajan todos los días con productos químicos.

Aseguró que el edificio se mantendrá cerrado hasta que el director general, Andrés Galván Torres y la base trabajadora lleguen a un acuerdo sobre todas esas peticiones.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.