Protestan por la muerte de Victoria en CDMX

·2  min de lectura

Kevin Ruiz y Karla Rodríguez

CIUDAD DE MÉXICO, abril 3 (EL UNIVERSAL).- Colectivos feministas realizaron una protesta para exigir justicia por el asesinato de Victoria Salazar a manos de policías de Tulum, Quintana Roo. Durante la movilización hubo pequeños destrozos en mobiliario urbano sobre Paseo de la Reforma, y al llegar al Zócalo, las manifestantes intentaron derribar las vallas con martillos para llegar a la Puerta Mariana de Palacio Nacional, pero policías de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) lo impidieron y utilizaron extintores.

El saldo de las autoridades, donde contabilizaron 400 participantes, fue de 32 personas lesionadas, 30 de ellas mujeres policías y dos civiles. Tres agentes tuvieron que ser trasladadas a un hospital por golpes de calor que les ocasionaron desmayos.

La tarde del viernes en el Monumento a la Revolución —rodeado de vallas— feministas iniciaron la marcha hacia la colonia Roma, sobre la avenida Álvaro Obregón, en donde se ubica la Casa Quintana Roo, sede de dicho estado, para protestar por el asesinato de la mujer.

Ahí intentaron derribar los muros metálicos que fueron colocados para evitar destrozos. Tras no lograrlo, las encapuchadas protestaron acompañadas a la distancia por mujeres que reclamaban por el asesinato de Victoria por policías de Tulum, quienes se encuentran en prisión.

"Me cuidan mis amigas, no la policía", gritaban las mujeres mientras hacían pintas: "¿Quién nos cuida de la policía?".

Entre las manifestantes pedían no accionar y romper inmuebles a los alrededores, cosa que no pudieron evitar, pues un grupo de encapuchadas irrumpió la movilización arrojando petardos, destrozando estaciones del Metrobús y agrediendo a mujeres policías.

Luego de Casa Quintana Roo se enfilaron rumbo al Zócalo. A los costados iban las Ateneas de la SSC, quienes las custodiaban sin evitar destrozos, pero sí cerraban el paso para evitar agresiones del bloque negro.

Conforme pasaban las horas los colectivos se fueron agotando, y en ocasiones había tramos en donde sólo caminaban sin gritar alguna consigna.

En tanto, los mandos de la policía, todos ellos mujeres, animaban a las uniformadas para que no se concentraran en su cansancio y el calor.

Pasadas las 16:00 horas, a la voz de Canción sin miedo de Vivir Quintana, los contingentes ingresaron al Zócalo e intentaron llegar a Palacio Nacional. Feministas sacaron de las filas a una uniformada y la agredieron.

Armadas con martillos, golpeaban los escudos de las policías y estas, para repeler las agresiones, rociaban extintores.

La Secretaría de Gobierno reportó que las manifestantes prendieron fuego a una piñata que contenía una lata de aerosol, la cual no explotó. Sobre Paseo de la Reforma se registró la incorporación de hombres quienes agredieron a policías de la SSC.