Pronóstico fundamental semanal del precio del oro

James Hyerczyk
·3  min de lectura

El oro terminó una semana con pocas noticias a la baja tras cotizar mayoritariamente estancado en un rango mientras los traders seguían buscando ese catalizador alcista que fuera capaz de mandar los precios al alza. En cualquier caso lo que está empezando a quedar claro para muchos de ellos es que el oro es una inversión que compite con las acciones, los bonos y las divisas, o básicamente con cualquier activo que pague algo a los inversores por tenerlo. Además los alcistas del oro podrían empezar a darse cuenta de que los fundamentales cambian y que la promesa de más y más estímulos fiscales y monetarios podría no ser suficiente como para impulsar los precios al alza.

La semana pasada los futuros sobre el oro en Comex con entrega en febrero se liquidaban en 1829,90$, cayendo 5,50$ o -0,30%.

Hemos de recordar que operar en función a los titulares de la prensa ha sido un problema para los traders del oro, especialmente cuando los brokers decían a los periodistas que el oro subía por su atractivo “como valor refugio.” Personalmente tengo mis dudas sobre esa afirmación y creo que con el tiempo se ha visto que los valores refugio reales en realidad son el dólar estadounidense, los bonos del Tesoro estadounidense y el yen japonés. Sí es cierto que el oro a veces parece un valor refugio y eso podría confundir a los inversores pero creo que otras veces actúa como un activo en el que almacenar los fondos de manera temporal. Digo esto porque para mí parte del dinero que fue destinado a mandar las bolsas al alza a finales de noviembre en realidad salió del oro.

Esta visión quedó reforzada la semana pasada cuando vimos que los problemas en la distribución de las vacunas, el aumento de los casos de coronavirus, el empeoramiento de los datos económicos y el tono proteccionista del presidente de la Reserva Federal eran incapaces de activar una subida de los precios del oro. ¿Por qué? Básicamente porque subieron los rendimientos de los bonos del Tesoro y por la alta demanda de valores refugio como el dólar estadounidense.

Pensamos que en estos momentos esa subida de los rendimientos es el tema que más debería preocupar a los inversores del oro, mientras el contrato de futuros con entrega en febrero se mueve justo por encima del nivel del 50% de la fuerte subida que hubo entre marzo y agosto del año pasado. Es ese nivel 1780,50$ es el que podría actuar como una referencia dictando la dirección del mercado en el corto plazo.

Si los precios acaban poniendo a prueba al nivel en 1780,50$ durante la semana es posible que los compradores entren el mercado porque algunos interpretarán que ofrece valor. Para más referencias destacamos que en realidad la zona real de soporte está formada por el nivel del 50% en 1780,50$ y el nivel del 61,8% situado en 1705,20$. También nos gustaría recordar que el 30 de noviembre los compradores entraban al mercado en cuanto el precio tocaba el nivel en 1767,20$ y contribuían a generar una subida de casi 200$ en unos 30 días.

¿Volverán a entrar los compradores entre 1705,20$ y 1780,50$? Yo creo que sí pero la duda es si luego vamos a ver una subida prolongada o no. No confío demasiado en que pueda ocurrir algo así a menos que rompamos el patrón que se ha formado en el largo plazo con mínimos cada vez más bajos, además para que el oro realmente pueda subir con fuerza los rendimientos de los bonos del Tesoro a 10 años también tendrían que romper por debajo de los mínimos registrados en diciembre y para que ocurra algo así los economistas tendrían que empezar a pronosticar una recesión en 2021.

For a look at all of today’s economic events, check out our economic calendar.

This article was originally posted on FX Empire

More From FXEMPIRE: