El procurador Eduardo Casal recibió a los fiscales Diego Luciani y Sergio Mola y les reiteró su apoyo

·2  min de lectura
Fiscales Luciani y Mola
Fiscales Luciani y Mola

Los fiscales Diego Luciani y Sergio Mola fueron recibidos esta mañana por el procurador general interino, Eduardo Casal, que los convocó para reiterarles su apoyo después del pedido de 12 años de prisión que ellos hicieron para Cristina Kirchner, en un alegato que generó un cimbronazo político con reacciones del oficialismo en contra de los dos funcionarios del Ministerio Público Fiscal.

Según informaron a LA NACION fuentes oficiales, hablaron de “temas de seguridad” e “institucionalidad”.

La reunión fue en la Procuración. Además de Mola, Luciani y el jefe de los fiscales, del encuentro participaron otros dos altos funcionarios del Ministerio Público: los secretarios Juan Manuel Olima y Juan Manuel Casanovas.

Cristina está dispuesta a todo, incluso a romper la omertá

La reunión se suma a gestos de respaldo que recibieron Luciani y Mola de funcionarios judiciales, asociaciones de magistrados y dirigentes políticos de la oposición. Casal ya había pedido que se reforzara la seguridad de los fiscales; además, la Procuración aportó recursos y medios tecnológicos para colaborar con la acusación.

La reunión fue horas después de la entrevista que brindó ayer el presidente Alberto Fernández, en el canal TN, en la que señaló que el fiscal Alberto Nisman “se suicidó” y que espera que Luciani “no haga algo así”. En esa aparición, el Presidente cuestionó además la intervención de Luciani en la causa, que definió como “insostenible jurídicamente”.

Eduardo Casal logró un reconocimiento para la Procuración, en medio de la discusión política
El procurador general Eduardo Casal

Esta mañana, en diálogo con LA NACION, Luciani dijo que “es preocupante el grave avasallamiento de las instituciones por parte de un Presidente de la Nación o el Ministro de Seguridad, que deberían ser los primeros en practicar los valores republicanos”. Y afirmó: “No deben olvidarse de que representan a toda la ciudadanía”.

Anoche, después de la entrevista del Presidente en TN, desde el Ministerio Público Fiscal llamaron por teléfono a Luciani para darle “todo el apoyo institucional”. En cambio, nadie del Gobierno se comunicó en estos días con el fiscal, según relataron fuentes de la Procuración.

En el Gobierno dijeron que se cumplió con todos los pedidos de refuerzo de custodia. De todos modos, Casal quiere ver cómo se sienten los fiscales en cuanto a la seguridad después de las novedades de las últimas horas.

Esta mañana, la vocera presidencial, Gabriela Cerruti, retomó las críticas de Alberto Fernández. “El Presidente habló de que el fiscal haría bien en leer libros de derecho penal para saber que debe presentar pruebas, el alegato de esta causa, en la que está acusada y perseguida Cristina Kirchner, es un verdadero disparate y show mediático jurídico”, dijo. Y fue todavía más allá. Sin precisar sus fundamentos, afirmó: “Si alguien armó esta causa en este país, es el gobierno de Mauricio Macri”.