Procuración: avanza el kirchnerismo en su intento por modificar la ley

Gustavo Ybarra
·4  min de lectura
Se debatió en la comisión de Justicia del Senado dos iniciativas que buscan modificar la ley orgánica del Ministerio Público Fiscal, que está vacante desde la renuncia de Alejandra Gils Carbó
Fuente: LA NACION

A contramano de los reiterados pedidos de la oposición para que se retirasen sus proyectos del debate, el kirchnerismo decidió avanzar con el tratamiento en la Comisión de Justicia del Senado de dos iniciativas que buscan modificar la ley orgánica del Ministerio Público Fiscal, organismo cuya conducción quedó vacante tras la renuncia de Alejandra Gils Carbó.

Juntos por el Cambio denunció la jugada como una maniobra deCristina Kirchnerpara relajar la mayoría especial que exige la ley y, de paso, forzar la renuncia del juez federal Daniel Rafecas a la candidatura para procurador general para la que fue propuesto por Alberto Fernández.

Rafecas ya dijo públicamente que no está dispuesto a asumir el cargo si para conseguir su designación se elimina la mayoría de dos tercios de los presentes que la ley le exige al Senado para darle acuerdo al jefe de los fiscales.

Según afirmó Laura Rodríguez Machado (Pro-Córdoba), "en los pasillos ya están los rumores" de que los elegidos por la vicepresidenta para el cargo serían la abogada Graciana Peñafort, actual directora de Asuntos Jurídicos del Senado, y el senador Oscar Parrilli (Neuquén), presidente de la Comisión de Justicia.

A pesar de las insistentes acusaciones de la oposición, el kirchnerismo esquivó mostrar sus cartas durante las más de dos horas que duró el debate. "Queremos conocer el proyecto del oficialismo", ironizó el cordobés Ernesto Martínez (Juntos por el Cambio-Córdoba) cuando la videoconferencia concluía. "Ya lo van a conocer, no se apuren", replicó Parrilli.

La comisión pasó a un cuarto intermedio hasta el viernes próximo con la firme intención del oficialismo de continuar con el debate de la reforma de la ley que rige los destinos de la Procuración General de la Nación.

Parrilli y Naidenoff, en el intercambio en la comisión de Justicia
Fuente: LA NACION

Horas antes de que se iniciara la reunión, los autores de los proyectos invocados por el kirchnerismo para discutir el tema habían pedido por nota a la vicepresidenta el retiro de sus iniciativas.

Pero el Frente de Todos rechazó el reclamo amparándose en el artículo 137 del Reglamento del Senado, que establece que ése tipo de solicitudes deben ser aprobadas por el pleno del cuerpo, lo cual recién podría ocurrir en la sesión prevista en la semana próxima.

Además del costado reglamentario, la reunión tuvo un fuerte debate político, en el que la oposición acusó al kirchnerismo de "destrozar el poder presidencial" al adelantarse a la decisión que deberá adoptar el consejo consultivo creado por el jefe del Estado para analizar el funcionamiento del Poder Judicial.

"Ustedes se adelantan porque no les interesa absolutamente nada lo que diga esa comisión, y esto transforma al Gobierno en un tembladeral político", disparó Martínez.

Por su parte, Luis Naidenoff (UCR-Formosa) aseguró que tratar proyectos cuyos autores pidieron retirar "implica una enorme desligitimidad política", tras lo cual recordó que la Comisión de Acuerdos "está en falta" porque sigue sin tratar la designación de Rafecas, que el Poder Ejecutivo envió en marzo.

"Retiramos el proyecto porque esto no es un juego de inocentes, menos tratándose del Procurador General. Ustedes no tienen claras intenciones, los vemos con (Eduardo) Casal", agregó el jefe de la principal bancada opositora, refiriéndose al procurador interino al que el kirchnerismo pretende desplazar desde hace varios meses.

El primero en rechazar estas acusaciones fue el oficialista Martín Doñate (Río Negro), quien calificó como "un disparate" el pedido de retiro de proyectos presentados hace pocos meses atrás.

"Es de una esquizofrenia que pocas veces he visto. Es un delirio poco entendible que no quieran discutir sus proyectos", agregó Doñate, que preside la Comisión Bicameral de Control del Ministerio Público Fiscal y brazo ejecutor del hostigamiento al que el kirchnerismo viene sometiendo a Eduardo Casal.

"Con el procurador interino han montado desde la bicameral una persecución monstruosa", le salió al cruce Silvia Elías de Pérez (UCR-Tucumán). "¿Y ahora ustedes quieren que creamos que quieren discutir concienzudamente los proyectos de (Martín) Lousteau y (Lucila) Crexell?", remató la tucumana con una pregunta retórica.

El único que habló de los proyectos en debate fue Lousteau, no sin antes preguntarse "cuántas veces pasó que una comisión discuta un proyecto que todos sus firmantes pidieron que se retirara".

El radical porteño aseguró que su iniciativa firmada por otros 18 senadores de Juntos por el Cambio, se basa en cuatro pilares, uno de los cuales es el de la mayoría de los dos tercios para elegir al procurador.

Al respecto, dijo que ésa condición "es absolutamente fundamental". "Es un funcionario de un enorme poder y por eso mantenemos la mayoría de dos tercios", concluyó.