Las probabilidades aumentan al 50% para el sistema tropical que se proyecta pasará por Florida esta semana

·2  min de lectura

Un área de perturbación, que se pronostica que pasará sobre Florida el miércoles por la noche o el jueves por la mañana, tiene un 50/50 de probabilidades de convertirse en la próxima depresión tropical antes de tocar tierra, según el Centro Nacional de Huracanes (NHC, siglas en inglés).

A partir de las 5 a.m., un área de superficie asociada con tormentas eléctricas y chubascos sobre el Golfo de México tiene un 50% de probabilidad de desarrollarse en las próximas 48 horas, pero tiene una probabilidad aceptable de formarse en el Golfo más tarde hoy con condiciones más favorables, dijo el NHC.

Los vientos en los niveles superiores podrían presentar un problema para el sistema antes de que toque tierra. Los meteorólogos del NHC parecen tener más confianza en el desarrollo tropical de la perturbación después de que emerge de la costa este de EE. UU.

“Independientemente del desarrollo, será posible que haya áreas de fuertes lluvias en partes de la península de Florida y el sur de Georgia hasta el jueves, con posibles inundaciones localizadas”, dijo Daniel Brown, especialista en huracanes del NHC.

Si el sistema se convierte en una tormenta tropical, será la 13ra tormenta nombrada del año y se llamará Mindy.

En cuanto a Florida Central, las probabilidades de lluvia serán más significativas durante el día miércoles en un 60% y caerán al 20% por la noche, según el Servicio Meteorológico Nacional. Las probabilidades de lluvia del jueves también serán del 60% durante todo el día.

Mientras tanto, el huracán Larry continúa girando en medio del Atlántico. El huracán está a 605 millas al sureste de Bermuda, con vientos máximos sostenidos de 115 mph y una velocidad de avance de 10 mph.

Larry es un gran huracán con vientos con fuerza de huracán que se extienden hasta 70 millas desde su centro y vientos con fuerza de tormenta tropical que alcanzan hasta 185 millas. Aún así, la tormenta no amenaza al continente norteamericano, y su trayectoria proyectada pronostica que gire hacia el noreste.

Afortunadamente, Larry no ha causado mucha impresión entre los residentes de la costa de EE. UU. Aún así, la tormenta rompió el récord del huracán mayor vivo más largo desde el huracán Dorian en 2019, agitando olas en el Atlántico con vientos superiores a 110 mph durante cinco días, según Philip Klotzbach, meteorólogo de la Universidad Estatal de Colorado.

Además, se espera que aparezca una onda tropical en la costa occidental de África y en el radar del NHC en los próximos días. Es posible cierto desarrollo y sus probabilidades de convertirse en una depresión tropical son del 20% durante los próximos cinco días.

* Esta historia fue publicada en el Orlando Sentinel por el periodista Joe Mario Pedersen. La traducción al español fue realizada por la periodista Ginayra Alvarado Villegas. La puedes contactar a galvarado@orlandosentinel.com.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.