PRI busca frenar sobrerregulación de escuelas privadas

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, diciembre 28 (EL UNIVERSAL).- Ante las denuncias de más de cuatro mil escuelas privadas, diputadas federales del Partido Revolucionario Institucional (PRI) exhortaron a la Secretaría de Economía (SE), a la Secretaría de Educación Pública (SEP) y a la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) a evitar la sobrerregulación de las escuelas privadas, lo que ocasionaría el cierre de los planteles.

Las legisladoras Ana Lilia Herrera Anzaldo, Cynthia López Castro, Sayonara Vargas Rodríguez, Melissa Vargas Camacho y Karla Ayala Villalobos propusieron la cancelación del proceso del Proyecto de Norma Oficial Mexicana, que busca establecer las especificaciones que los prestadores de servicios educativos tienen que cumplir para informar sobre los servicios que se presten, bajo los principios de transparencia y calidad.

Según las diputadas, ese proyecto trataría a los colegios particulares de manera diferenciada, por lo que cuestionaron la obligatoriedad que también deben tener las escuelas públicas para informar a los padres de familia.

Ante las denuncias de planteles particulares, pidieron frenar ese proyecto hasta que se realice un diagnóstico del impacto que tendrá y así evitar reducir los servicios educativos que prestan a actividades meramente mercantiles, con normas oficiales de regulación.

"Las escuelas privadas son parte de este sistema, no son ajenos a él, son aliados de la educación, por ello preocupa la visión comercial que se le está dando a la NOM, equiparando a la educación privada como a cualquier empresa prestadora de servicios", subrayaron las integrantes de la bancada tricolor.

Advirtieron que las clases medias-bajas serán las más afectadas en su economía familiar, ya que de aprobarse esta regulación las escuelas estarán obligadas a aumentar sus cuotas.

Además, señalaron que la normatividad que el gobierno federal quiere imponer es preocupante porque México aún se encuentra inmerso en las consecuencias económicas, políticas y sociales, derivadas de la pandemia y la entrada en vigor de esta NOM, sin escuchar a las partes involucradas, lejos de acercar soluciones para la reactivación económica, va a generar un problema más profundo en la educación en nuestro país.

Detallaron que en el ciclo escolar previo, el 85% de la reducción de la matrícula se registró en escuelas privadas. Otro dato reportado, dijeron, es que las escuelas de educación básica privadas representan 77.8% de las que cerraron (mil 223 de mil 572), redujeron 73.3% de su matrícula y una baja del 82.8% de maestros (12 mil 698 de 15 mil 343).

"No se puede generar una política pública partiendo de un estigma hacia la educación privada, pensando que quienes asisten a estas escuelas pertenecen a una clase social alta, al contrario, son muchas las madres y padres de familia que optan por enviar a sus hijos e hijas a escuelas privadas y lo hacen destinando gran parte de su ingreso familiar, incluso se valen de los apoyos fiscales, como el deducir colegiaturas para hacer viable esta educación para sus hijas e hijos", señalaron.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.