Presos brasileños fabricarán máscaras de protección contra el coronavirus

Sao Paulo, 24 mar (EFE).- Presidiarios del estado de Sao Paulo, la región de Brasil más afectada por la pandemia de coronavirus, fabricarán 320.000 máscaras de protección para frenar los contagios de la enfermedad, según anunció este martes el gobernador regional, Joao Doria.

"A parte de mañana (miércoles) aquellos que están en el sistema penitenciario producirán 320.000 máscaras de protección contra el coronavirus", señaló Doria en una rueda de prensa en el Palacio de los Bandeirantes, en la capital paulista.

Según el gobernador, los reclusos elaborarán 26.000 máscaras por día en las fábricas adaptadas del sistema penitenciario de Sao Paulo, siguiendo todos los criterios sanitarios para la confección de estas piezas.

"La producción de las máscaras tendrán un costo de 0,80 reales (0,16 dólares) por pieza para el Gobierno de Sao Paulo", explicó Doria a los periodistas.

El estado de Sao Paulo, el más poblado y rico de Brasil, donde viven 46 millones de personas, inició este martes un periodo de cuarentena de 15 días, prorrogables, con la intención de contener la expansión del nuevo coronavirus.

Todos los comercios, salvos los de primera necesidad, como mercados o farmacias, han cerrado sus puertas y el movimiento de personas en la capital paulista, que es la mayor urbe de Suramérica, es muy reducido, similar al de un día festivo.

Sao Paulo es la región de Brasil más golpeada por la pandemia con 745 de los casi 1.900 casos registrados en el país y 30 de las 34 muertes contabilizadas hasta este lunes.

Por detrás se sitúa Río de Janeiro, el segundo estado más afectado con 233 contagios y cuatro fallecidos y que también ha adoptado medidas restrictivas, pero sin decretar cuarentena; Ceará (163); el Distrito Federal de Brasilia (133) y Minas Gerais (128).

La expansión del coronavirus por Brasil, que cuenta con unos 210 millones de habitantes, ha obligado al Gobierno de Jair Bolsonaro a adoptar medidas restrictivas para contener la pandemia, como el cierre de sus fronteras terrestres, y económicas para mitigar sus efectos a través de un millonario plan de inyección de liquidez y ayudas a algunos sectores empresariales.

(c) Agencia EFE