El presidente sirio visita China por primera vez en casi 20 años

FOTO DE ARCHIVO. El presidente sirio, Bashar al-Asad, asiste a una reunión con el presidente ruso, Vladimir Putin, en el Kremlin en Moscú, Rusia

PEKÍN, 21 sep (Reuters) - El presidente sirio, Bashar al-Asad, llegó a la ciudad de Hangzhou, en el este de China, en la que es su primera visita al país asiático desde 2004, en un nuevo intento de poner fin a más de una década de aislamiento diplomático en medio de las sanciones occidentales.

Asad llegó a bordo de un avión de Air China en medio de una densa niebla que, según los medios estatales chinos, "aumentó la atmósfera de misterio", en un guiño al hecho de que el líder sirio rara vez ha sido visto desde el inicio de una guerra civil que se ha cobrado más de medio millón de vidas.

Está previsto que Asad asista a la ceremonia de inauguración de los Juegos Asiáticos junto con más de una docena de dignatarios extranjeros, dijo anteriormente el Ministerio de Asuntos Exteriores.

En un comunicado emitido el martes, la oficina presidencial de Asad dijo que encabezaría una delegación de alto nivel para una serie de reuniones en varias ciudades chinas, incluida una cumbre con el presidente, Xi Jinping.

Asad visitó China por última vez en 2004 para reunirse con el entonces presidente Hu Jintao. Fue la primera visita de un jefe de Estado sirio a China desde que ambos países establecieron relaciones diplomáticas en 1956.

China, al igual que Rusia e Irán, principales aliados de Siria, ha mantenido esos lazos pese a que otros países han aislado a Asad por su brutal represión de las manifestaciones antigubernamentales que estallaron en 2011.

(Reporte de Joe Cash; editado en español por Benjamín Mejías Valencia)