El presidente de Perú no asistirá a la citación del Congreso por el "Vacunagate"

Agencia EFE
·3  min de lectura

Lima, 21 mar (EFE).- El presidente de Perú, Francisco Sagasti, no asistirá este lunes a la citación que le hizo una comisión del Congreso que investiga el caso "Vacunagate", como se denomina a la vacunación en secreto de funcionarios de este y el anterior régimen con dosis de la farmacéutica china Sinopharm.

Medios locales informaron este domingo que Sagasti envió un documento al presidente de la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales del Congreso, Carlos Andrés Pérez, en el que reafirmó que no tuvo conocimiento de las vacunaciones secretas.

"Me excuso de asistir a la sesión a la que se me cita en la medida que, a través de esta comunicación, estoy brindando la información solicitada", remarcó el mandatario.

SIN INFORMACIÓN ADICIONAL

El gobernante agregó que las circunstancias en las que fue "informado de la irregular vacunación de dichos exfuncionarios son de conocimiento público", en referencia a que se enteró por las publicaciones periodísticas, por lo que no tiene "información adicional que aportar en esta investigación".

Sagasti fue citado para que declare sobre la vacunación irregular de sus exministras de Salud Pilar Mazzetti y de Exteriores Elizabeth Astete, quienes fueron parte de un grupo de funcionarios, sus familiares e invitados que fueron inmunizados en secreto.

El mandatario afirmó, en ese sentido, que "es absolutamente falso" que él "haya autorizado o dado" su consentimiento para la vacunación de Astete "o de cualquier otra persona", tal como aseguró la exministra de Exteriores el pasado 14 de febrero ante la Subcomisión del Congreso.

MÁS DE UN CENTENAR DE VACUNADOS

Una comisión especial que investigó el "vacunagate" informó el pasado 25 de febrero que 101 funcionarios públicos, entre los que estuvo el expresidente Martín Vizcarra (2018-2020), así como sus familiares e invitados, recibieron irregularmente la candidata a vacuna de Sinopharm en Perú.

Junto a las dosis enviadas por Sinopharm a fines del año pasado para desarrollar el ensayo de su candidata a vacuna, el laboratorio chino entregó 3.200 dosis para que los equipos a cargo del ensayo puedan inocular a sus investigadores.

Sin embargo, entre el centenar de personas vacunadas que no tenían vínculo con el ensayo clínico figuran Vizcarra, su esposa y su hermano, además de Mazzetti y Astete, quienes renunciaron cuando se destapó el 'vacunagate', a inicios de febrero pasado.

Por este caso, tanto Mazzetti como Astete y Vizcarra son investigados por la Fiscalía de la Nación por la presunta comisión de los delitos de concusión, negociación incompatible y tráfico de influencias, entre otros.

REPROGRAMACIÓN CON SINOPHARM

Este domingo, Sagasti anunció en la cadena estatal TV Perú que se tendrá que reprogramar la recepción de 37 millones de vacunas contra la covid-19 pendientes de ser entregados por Sinopharm como parte de un acuerdo que se selló a inicios de este año.

"Nosotros firmamos un contrato con Sinopharm, hay un calendario de entrega, ellos nos propusieron un calendario de entrega que ahora se ha demorado un poco, porque estábamos esperando información adicional para darle el registro condicional que es necesario para importar el siguiente lote", explicó.

Ya que Perú recibió a inicios de febrero un primer millón de dosis de Sinopharm, con los que ha vacunado a todo su personal sanitario, Sagasti dijo que espera que se siga "negociando de buena fe" para concretar la entrega de otros 37 millones, aunque también anunció que se espera cerrar pronto acuerdos para recibir las vacunas de los laboratorios Gamaleya y Johnson & Johnson.

(c) Agencia EFE