El presidente luso pide a Irán tratar "con cuidado a las mujeres" por ser DD.HH.

Lisboa, 11 nov (EFE).- El presidente de Portugal, Marcelo Rebelo de Sousa, pidió al embajador de Irán en Lisboa que el régimen iraní trate "con cuidado a las mujeres" y le recordó que están en causa los derechos humanos, según medios locales.

"Deberían tratar con cuidado a las mujeres, a las jóvenes estudiantes, porque es bueno para vosotros y para el mundo", le comunicó Rebelo de Sousa en inglés a Morteza Damanpak Jami durante una visita al Bazar Diplomático, en el Centro de Congresos de Lisboa, según divulgó la agencia Lusa.

A la salida del recinto, el mandatario confirmó haberle dicho al embajador que "vigilase la forma en la que las autoridades iraníes están lidiando con el papel de la mujer y con la intervención cívica de las mujeres jóvenes en Irán, defendiendo sus derechos".

"Es una cuestión de derechos humanos. Él me escuchó. Estaba allí y aproveché para decírselo", añadió.

Irán vive constantes protestas desde mediados de septiembre originadas por la muerte de la joven Mahsa Amini tras ser detenida por la Policía de la moral por llevar mal puesto el velo islámico.

Al menos 108 personas han muerto y 12.500 han sido detenidas en estas manifestaciones, según la ONG con sede en Oslo Iran Human Rights.

Lusa divulgó también que Rebelo de Sousa se encontró con el embajador de China en Portugal, Zhao Bentang, a quien le sugirió que le visite algún día para "explicar el Congreso del Partido" del Partido Comunista.

"Aparezca un día en el Palacio (presidencial) de Belém, en Lisboa, ¿Está bien? Para explicarme el Congreso del Partido, para entenderlo", afirmó.

En el XX Congreso del Partido Comunista (a finales de octubre), Xi Jinping fue reelegido como líder del Partido para cinco años más y presentó a los nuevos miembros del Comité Permanente del Politburó de la formación.

Durante este acto tuvo lugar el polémico desalojo del ex presidente chino Hu Jintao, que analistas han interpretado como una purga ordenada por Xi.

(c) Agencia EFE