El ex presidente George H.W. Bush falleció a los 94 años

HolaDoctor
El ex presidente George H.W. Bush falleció a los 94 años


El presidente 41 de Estados Unidos, George Herbert Walker Bush, murió el viernes en la noche en su casa de Houston a los 94 años de edad.

Bush, que también fue el padre del presidente 43, George W. Bush, se había enfrentado a numerosos problemas de la salud en los últimos años, incluyendo una forma de enfermedad de Parkinson, reportó el The New York Times.

Su muerte aconteció menos de ocho meses tras el fallecimiento de su esposa de 73 años, Barbara. En los últimos años, el Parkinson de Bush lo había obligado a utilizar una motoneta eléctrica para moverse. También sufrió numerosas crisis de salud. En abril, fue hospitalizado por una infección grave apenas un día tras el funeral de su esposa, y en 2013 se enfrentó a una bronquitis que casi resultó letal.

Bush, que fue presidente de 1989 a 1993, era originario de Connecticut e hijo de un banquero y senador de EE. UU. durante dos mandatos, Prescott Bush.

Recibió una condecoración como piloto de la marina en la segunda guerra mundial, y asistió a la Universidad de Yale. Bush conoció a Barbara Pierce y se casó con ella en 1944, y en 1948 la familia se mudó a Texas, donde había comenzado una carrera en la industria petrolera. Desde ese momento, los Bush se vincularon fuertemente con ese estado.

Los casi 40 años de servicio público de Bush comenzaron en 1963 cuando, alarmado por una potencial toma del poder de la derecha extrema en la política republicana, se postuló y ganó el liderazgo del comité republicano del condado de Harris. Luego logró llegar hasta la Cámara de Representantes de EE. UU. en 1966, representando a un distrito rico en Houston.

A principios de los 70, Bush era una cara familiar en la Casa Blanca de Nixon, convirtiéndose en embajador ante las Naciones Unidas en 1971. Entonces, fue director del Comité Nacional Republicano durante lo que quizá fuera la peor época del partido: Watergate y sus secuelas.

Durante la presidencia de Gerald Ford, Bush fue elegido como director de la CIA. Su carrera política se sosegó durante el mandato del presidente Jimmy Carter, pero Bush volvió a la prominencia nacional como vicepresidente durante los dos mandatos del presidente Ronald Reagan en los 80.

Al final del periodo de Reagan, Bush estaba listo para hacer el intento de obtener la presidencia que había deseado durante tanto tiempo. Le ganó al demócrata Michael Dukakis y nombró a Dan Quayle, senador de Indiana, como su vicepresidente.

Quizá el evento más recordado de la presidencia de Bush sea la primera guerra del Golfo, provocada cuando el dictador iraquí Sadam Hussein invadió a Kuwait, un país rico en petróleo. "Están en juego unos principios esenciales", declaró Bush al Congreso el 11 de septiembre de 1990. "Saddam Hussein está intentando, literalmente, borrar un país de la faz de la tierra".

Respaldado por una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU que autorizaba el uso de la fuerza si Irak no se retiraba, además del respaldo bipartito en el Congreso, Bush ordenó a las fuerzas estadounidenses que bombardearan Bagdad el 16 de enero de 1991. "Nuestra meta no es la conquista de Irak, sino la liberación de Kuwait", dijo Bush ante la nación en un discurso televisado.

La guerra terrestre fue corta (100 horas) y el ejército iraquí huyó, dejando a Hussein en el poder. "Nos decepcionó [dejar a Hussein en el palacio], pero no me arrepiento de mi decisión de terminar la guerra cuando lo hicimos", señaló Bush.

Bush se enfrentó a otras tormentas políticas, por ejemplo la agitación en la ex Unión Soviética y el muy disputado nombramiento del juez de la Corte Suprema de EE. UU. Clarence Thomas. En 1992, con la economía en recesión, y un carismático oponente demócrata, Bill Clinton, en plena ascendencia, Bush no logró ganar un segundo mandato.

Pero la fortuna política de la familia Bush se recuperó con la elección a la presidencia en 2000, y de nuevo en 2004, del tocayo de Bush, George Walker Bush Jr.

Casi al final de su propia presidencia, George H.W. Bush escribió en su diario que aceptaba que quizá no había sido un innovador en el Despacho Oval, sino un presidente que se mantuvo firme en unas épocas difíciles.

"Sin duda no me ven como un visionario", escribió Bush. "Pero espero que me vean como constante, prudente y capaz".

Más información

Para más información sobre el presidente 41, visite whitehouse.gov.