Preocupa a inversionistas la economía de España

MADRID (AP) — España se ha convertido en el más reciente país en sufrir las consecuencias de una alta deuda gubernamental que afecta a Europa, provocando temor de que podría quedar en similar situación a Grecia, Portugal e Irlanda, y podría solicitar un rescate internacional.

Durante la semana pasada, los inversionistas se han preocupado considerablemente sobre la compra de bonos en los mercados internacionales, impulsando al país a niveles sin precedente en casi cuatro meses y un colapso de sus mercados bursátiles.

En realidad, la preocupación sobre España siempre estuvo latente. La presión de los mercados de bonos de España comenzaron a remontarse gravemente en el 2011 mientras crecían el déficit presupuestario y el desempleo.

Pero el año pasado, hubo dos factores que contribuyeron a aliviar esa presión. Primero fue la elección de Mariano Rajoy del Partido Popular de derecha y propiciador de la austeridad que ganó los comicios de noviembre. Pero tuvo mayor impacto la inyección de fondos que hizo el Banco Central Europeo en el sistema financiero de la región con más de 1,3 billones de dólares en crédito abaratado a los bancos. La medida llevó al público a adquirir la castigada deuda del gobierno, reduciendo el costo de la deuda de España considerablemente. Sin embargo, el efecto de los préstamos baratos parecen haberse disipado en toda Europa y España se ha ganado el impacto de la desconfianza del mercado.

El gobierno de Rajoy enfrenta dos grandes tareas: la resurrección de la economía con un 23% de desempleo mediante la creación de empleos a fin de reducir su déficit a fin de satisfacer a los reguladores de la Unión Europea y los inversionistas internacionales mediante la aplicación de medidas de austeridad. Para lograr ese objetivo, el gobierno ha impuesto draconianas reducciones al iguale que reformas laborales y en el sector bancario.

Mientras tanto, los bancos de España están inundados con un gran número de acciones de bienes raíces tóxicos y algunos de los gobiernos regionales del país han gastado muy por encima de sus presupuestos.

Rajoy ha advertido a los votantes que España no tiene delante un camino muy fácil, reconociendo que las cosas empeorarán antes de mejorar. Por un lado, el gobierno absorbe dinero de la economía mientras trata de reducir su déficit mediante recortes de austeridad. Por otro lado, trata de sentar la base para una economía más eficiente por ejemplo, reformando las leyes laborales a fin de alentar a las empresas a crear empleos una vez que España y en Europa se recuperen.

La eurozona ha aumentado recientemente el monto de su seguridad financiera a fin de ayudar a sus miembros en caso de que no logren obtener dinero de sus mercados. Pero la economía de España de 1,45 billones de dólares es el doble del monto de las tres naciones juntas, que recibieron ayuda previamente.

A los analistas les preocupa que el fondo de emergencia de la eurozona de 1,05 billones de dólares no se abastezca para lidiar con la posible amenaza de países endeudados como España, al igual que Italia.

___

Gabriele Steinhauser contribuyó desde Bruselas.

Cargando...

YAHOO NOTICIAS EN FACEBOOK