PRD exige a gobernador parar agresiones contra alcaldes en Veracruz

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 17 (EL UNIVERSAL).- El presidente nacional del Partido de la Revolución Democrática (PRD), Jesús Zambrano Grijalva, exigió al gobernador de Veracruz, Cuitláhuac García (Morena), detener las amenazas y agresiones contra presidentes municipales perredistas, quienes en varias ocasiones han denunciado intimidación del gobierno estatal.

Zambrano lanzó la exigencia un día después de que la casa de Cuitláhuac Condado Escamilla, alcalde de Acayucan, fuera atacada a balazos.

El dirigente aseguró que, en varias ocasiones, Condado Escamilla había denunciado amenazas e intimidación del secretario de gobierno, Eric Cisneros. Por eso advirtió que, si algo le pasa a él o a otros presidentes municipales perredistas, el gobernador sería responsable por negarles protección, no dar seguimiento legal a las denuncias y no destituir al secretario de gobierno.

Zambrano también exigió a García Jiménez implementar estrategias contundentes para combatir las acciones del crimen organizado, que han incrementado la violencia y ataques con armas de alto calibre y tienen atemorizados a los habitantes de esa entidad.

"Lamentablemente, Veracruz se encuentra en manos del crimen. La indiferencia del gobernador Cuitláhuac García y del gobierno federal ha provocado que la violencia y la inseguridad en la zona se desborde y no haya ningún tipo de control", afirmó.

Por otro lado, subrayó que hasta el momento no hay ningún resultado sobre el asesinato de la alcaldesa de Jamapa, Florisel Ríos Delfín y acusó que el gobierno de Cuitláhuac García es cómplice del crimen, al actuar de manera omisa y no destituir a su actual secretario de gobierno pese a que se le señala de haber amenazado directamente a la alcaldesa.

"Exigimos que se esclarezca el lamentable asesinato de nuestra compañera y se dé protección inmediata a nuestros alcaldes. Las y los veracruzanos exigen paz y tranquilidad", reclamó Jesús Zambrano.

Por ello, el dirigente del PRD reiteró su advertencia de que, si ocurre alguna agresión contra los presidentes municipales, el culpable de estos hechos será el mandatario estatal y su propio secretario de gobierno, Eric Cisneros.