Postergan otro testimonio clave en el juicio contra Cristina Kirchner por la obra pública en Santa Cruz

·4  min de lectura
Carlos Wagner, empresario arrepentido clave, y Julio De Vido, ex ministro de Planificación Federal, en los buenos tiempos; hoy, ambos están detenidos
Carlos Wagner, empresario arrepentido clave, y Julio De Vido, ex ministro de Planificación Federal, en los buenos tiempos; hoy, ambos están detenidos

El juicio por la causa Vialidad, en el que está acusada Cristina Kirchner junto a una decena de exfuncionarios y al empresario Lázaro Báez por redireccionar obra pública en Santa Cruz, sufrió otra postergación. Esta vez fue por un planteo del empresario y expresidente de la Cámara Argentina de la Construcción Carlos Wagner, otro de los empresarios arrepentidos en la causa cuadernos de las coimas que debía declarar hoy como testigo.

Elena Highton renuncia a la Corte Suprema

Esta causa, que está en manos del Tribunal Oral Federal 2, investiga el presunto direccionamiento de obras públicas viales en Santa Cruz a favor de Lázaro Báez durante los tres gobiernos kirchneristas . Ya declararon decenas de testigos y ahora están en curso las testimoniales de empresarios de peso en el mundo de la construcción. Pero en las últimas semanas algunos de ellos enfrentaron un nuevo escollo. Tanto los empresarios Juan Chediack, quien declaró ayer, como Carlos Wagner, cuya declaración fue postergada, y Ángelo Calcaterra buscan evitar ser interrogados en este juicio por otros hechos de corrupción. Los tres ya declararon como “arrepentidos” en la causa de los cuadernos de las coimas, en la que aludieron al sistema de recaudación que funcionaba bajo la órbita del Ministerio de Planificación conducido por Julio De Vido.

Clarens, Cristina, Wagner
Clarens, Cristina, Wagner


Clarens, Cristina, Wagner

Citados para declarar en esta causa bajo juramento de decir verdad, sonaron las alarmas de aquellos que confesaron delitos para recibir un beneficio en la aplicación de una pena en otro proceso, y pidieron no hacerlo para no autoincriminarse en este expediente. En distintas medidas, ya que algunos hablaron de “aportes a la política” y otros hablaron de coimas, los empresarios confesaron haber hecho pagos a De Vido y a su entorno de colaboradores durante los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner.

Wagner, quien debía declarar hoy, pidió no tener que concurrir a Comodoro Py para declarar y hacerlo de forma remota desde su casa por “motivos de salud”. Su defensa agregó, además, que Wagner sufrió un deterioro cognitivo. El fiscal Diego Luciani pidió verificar su estado de salud. Los jueces del TOF 2, Jorge Gorini, Andrés Basso y Rodrigo Giménez Uriburu, todavía no resolvieron el planteo de Wagner ni el pedido de Luciani.

La Argentina está en el podio de una nueva filtración mundial con figuras de alto perfil

Como imputado colaborador en la causa de los cuadernos de las coimas, Wagner confesó que pagó coimas y describió cómo funcionaba el sistema de cartelización de la obra pública a través del cual determinadas empresas recibían contratos . Dijo además que él negociaba con De Vido la entrega de los pagos como adelantos de obra que pagaba el Estado, describió los montos y porcentajes, y dijo que otra forma de pagar era devolviendo una porción del dinero que recibían como certificados de obra.

La declaración de Juan Chediack

Chediack había sido mencionado por Wagner cuando declaró como arrepentido en 2018, por lo que se presentó ante el fiscal Carlos Stornelli. El dueño de la firma constructora Chediask S.A, fue titular de la CAC entre 2014 y 2016. Buscó sin éxito sortear su testimonial en este proceso oral. El Tribunal rechazó su pedido para no asistir a declarar y, según reconstruyó LA NACION, ayer la declaración del empresario, a quien representa Pablo Lanusse, el mismo abogado que defiende a Mauricio Macri en otras causas, se mantuvo acotada al objeto de investigación de esta causa: dijo que no conocía la operatoria denunciada en esta causa porque él no había licitado obras en Santa Cruz, y que Austral Construcciones no pertenecía a la Cámara Argentina de la Construcción.

Sin embargo, una de las preguntas que le formularon ayer a Chediack incomodó a la defensa de De Vido. Cuando se le consultó cómo conoció al exministro de Planificación, quien es acusado en esta causa y también en la de los cuadernos, Chediack dijo que se remitía a lo que ya había declarado como imputado colaborador.

Se trata del empresario Juan José Chediack; Roggio busca hoy ratificar su acuerdo con el juez
Gentileza Cámara Argentina de Construcción


El empresario y extitular de la Cámara Argentina de la Construcción (CAC) Juan Chediack (Gentileza Cámara Argentina de Construcción/)

Según reconstruyó LA NACION, el empresario declaró: “Si me permite, señor Presidente, quiero manifestar lo que pienso. Yo todo lo que supe y padecí se lo expresé al fiscal Carlos Stornelli en el momento de mi declaración como colaborador de la Justicia en la causa 9608 y en la 13.816 que luego fue aprobada por el doctor Bonadio en la causa como imputado colaborador, porque en realidad cuando yo me presenté no era imputado. Y ahí hay una serie de elementos y entrevistas que están manifestadas y por lo tanto entrar en el terreno de los temas que tratábamos me parece que roza con el derecho de no autoincriminación, si me permite...”.

Uno de los jueces del Tribunal le repreguntó a Chediack: “Si nos puede circunscribir a la pregunta de a partir de cuándo tomó contacto con el De Vido”. El empresario, entonces, respondió: “Eso está en esa declaración”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.