¿Por qué es importante la fecha de la última prueba negativa de COVID-19 de Trump?

·5  min de lectura
El médico de la Casa Blanca, Sean Conley, respondiendo a las preguntas sobre el estado de salud del presidente Trump. (Saul Loeb/AFP vía Getty Images)
El médico de la Casa Blanca, Sean Conley, respondiendo a las preguntas sobre el estado de salud del presidente Trump. (Saul Loeb/AFP vía Getty Images)

El médico de la Casa Blanca que trata al presidente Trump por la COVID-19 se negó a decir a los periodistas en una conferencia de prensa realizada el lunes la fecha de la última prueba negativa para el coronavirus del presidente, una pregunta clave para quienes podrían haber estado en contacto con él antes del jueves pasado, cuando enfermó.

El lunes por la noche Trump regresó a la Casa Blanca y varios reporteros intentaron precisar la última vez que la Casa Blanca tuvo evidencia definitiva de que el presidente estaba libre de virus.

“No quiero ir en retroceso”, respondió el doctor Sean Conley cuando le preguntaron por la fecha de la última prueba negativa del presidente.

Cuando un periodista prosiguió diciendo que la fecha era importante para rastrear los contactos del presidente durante el período infeccioso, que puede comenzar días antes de que el paciente muestre síntomas, Conley ofreció otra respuesta evasiva.

“Según tengo entendido, se están rastreando los contactos. No estoy involucrado en eso”, afirmó.

Sin embargo, cuando Hunter Walker de Yahoo Noticias le preguntó si le preocupaba haberse expuesto al virus dado que la semana pasada había viajado con Trump, Conley reconoció la importancia de mantener un registro preciso del historial de pruebas del presidente.

Al presidente le han hecho pruebas con regularidad para detectar el virus, aunque no todos los días.

“Estoy preocupado, pero como advierten los CDC, los empleados esenciales pueden seguir desempeñando sus funciones siempre y cuando den negativo en las pruebas, no presenten síntomas y usen la mascarilla fuera de casa, algo que hacemos 24/7 en el hospital”, apuntó Conley.

Walker presionó a Conley para que dijera cuándo se registró la última prueba negativa conocida de Trump para la COVID-19.

“Todo el mundo quiere saber eso”, dijo Conley con una sonrisa.

El domingo dos miembros del personal de limpieza de la Casa Blanca dieron positivo por COVID-19, según la propia Casa Blanca, aunque se cree que no han estado en contacto directo con el presidente o la primera dama.

El domingo, le preguntaron a la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Kayleigh McEnany, si Trump se había hecho una prueba de COVID-19 antes de asistir al debate presidencial del martes pasado con Joe Biden en Cleveland o el jueves antes de dirigirse a una recaudación de fondos en su club de golf privado en Bedminster, Nueva Jersey.

“No les voy a dar una información detallada con fechas específicas cada vez que se le hace una prueba al presidente”, dijo McEnany. “Se le hacen pruebas con regularidad y su primera prueba positiva fue después de regresar de Bedminster”.

La propia McEnany dio positivo para la prueba de COVID-19 el lunes por la mañana.

Sin embargo, sin una aclaración sobre las fechas y horas exactas de los resultados negativos de las pruebas, nadie que haya tenido contacto reciente con Trump y su personal en Cleveland, Bedminster o en el mitin masivo del miércoles pasado en Duluth, Minesota, puede estar seguro del riesgo que ha corrido.

WASHINGTON, DC - OCTOBER 5: President Donald J. Trump salutes to Marine One from the Truman Balcony as he returns home after receiving treatments for the covid-19 coronavirus at Walter Reed National Military Medical Center, at the White House on Monday, Oct 05, 2020 in Washington, DC. (Photo by Jabin Botsford/The Washington Post via Getty Images)
Presidente Donald J. Trump. (Photo by Jabin Botsford/The Washington Post via Getty Images)

Hope Hicks, una de las asistentes de Trump, dijo que comenzó a sentirse mal el miércoles en el viaje en avión de regreso a casa desde el mitin de Duluth, según reveló una fuente de la Casa Blanca a Associated Press. Ella también viajó con el presidente al debate del martes.

El moderador del debate, Chris Wallace, señaló que el presidente y su personal de campaña no se presentaron a tiempo en el lugar donde debían someterse a las pruebas, en Cleveland.

“No llegaron hasta el martes por la tarde”, dijo Wallace. “Entonces no hubo tiempo suficiente para que se hicieran la prueba y empezar el debate a las 9:00 de la noche. No aparecieron hasta las 3:00, 4:00 o 5:00 de la tarde. Se aplicó un sistema de honor a las personas que entraban al salón desde las dos campañas”.

Biden y su esposa, Jill, llegaron dos horas antes y ambos dieron negativo. Pero Wallace dijo que los miembros del séquito de Trump, incluida la primera dama Melania Trump, quien más tarde también dio positivo al virus, asumieron una postura diferente en el debate.

“La gente en el pasillo notó que no usaban mascarillas mientras que todos los demás la usaban”, dijo Wallace. “Cuando terminó el debate, la señora Trump se acercó, pasó a mi lado y no llevaba mascarilla. La señora Biden también pasó por mi lado para ir hasta su esposo, pero llevaba mascarilla. Así que las dos familias y su equipo de campaña asumieron una actitud diferente ante las normas de seguridad sanitaria dentro del salón”.

Cuando Trump asistió a su evento de recaudación de fondos el jueves en Nueva Jersey, algunos invitados lo describieron como “letárgico” y dijeron que “no era él mismo”.

El presidente Trump lanzando una gorra a sus partidarios a su llegada a un mitin de campaña en Duluth, Minesota, el 30 de septiembre (Mandel Ngan/AFP vía Getty Images).
El presidente Trump lanzando una gorra a sus partidarios a su llegada a un mitin de campaña en Duluth, Minesota, el 30 de septiembre (Mandel Ngan/AFP vía Getty Images).

“Se consideró que era seguro que el presidente fuera al evento”, dijo McEnany refiriéndose al evento de recaudación de fondos, pero lo cierto es que sacaron del helicóptero a los miembros del personal de la Casa Blanca antes de que partiera para el evento.

Los CDC señalan que “incluso si la prueba de COVID-19 es negativa o te sientes bien, las personas que han estado expuestas al virus deben quedarse en casa (cuarentena), ya que los síntomas pueden aparecer de 2 a 14 días tras la exposición al virus”. De hecho, parece que ese ha sido el caso de personas como McEnany, que inicialmente dieron negativo tras el diagnóstico del presidente, pero algunos días después recibieron un resultado positivo.

La fecha del último test negativo de Trump ayudaría a aclarar la frecuencia con la que el “hombre al que más pruebas le realizan en Estados Unidos”, como lo ha llamado la Casa Blanca, se somete a dichos test, así como a dilucidar quiénes pueden estar en riesgo debido a la exposición. El hecho de que la Casa Blanca y los médicos de Trump no estén dispuestos a proporcionar esa información, a pesar de que es obvio que la tienen al alcance de la mano, genera aún más preguntas.

David Knowles

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

“¡Me siento mejor que hace 20 años!”: Trump deja el hospital a cuatro días de dar positivo a COVID

Irresponsabilidad, insensibilidad y teatro de Donald Trump en su actitud tras contagiarse de covid-19

Trump dice que no hay que temerle al COVID