Policías abaten a presuntos delincuentes en Candela, Coahuila

·2  min de lectura

SALTILLO, Coah., febrero 3 (EL UNIVERSAL).- En pleno monte del municipio de Candela, hacia una brecha que conduce a los límites entre los estados de Coahuila y Nuevo León, elementos del Grupo de Reacción de la Policía Estatal abatieron a tres presuntos delincuentes que los atacaron a balazos.

Durante un recorrido de vigilancia de rutina, una unidad de la Policía Estatal patrullaba la zona (el camino de terracería) de ese municipio cuando los agentes vieron una camioneta y le marcaron el alto al conductor.

Sin embargo, el chofer en lugar de detenerse pisó el acelerador para huir de la policía, por lo cual inició una persecución, informó el gobernador Miguel Ángel Riquelme Solís. Los hechos, de los que hay datos escuetos, ocurrieron el martes en la noche en Candela, un poblado pequeño ubicado en la zona centro del estado.

Al dar a conocer la información preliminar que le proporcionó la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), el mandatario agregó, "lamentablemente hay tres civiles abatidos que iban armados y dispararon contra la policía".

Refirió que en su intento de evadir a la autoridad los sujetos tuvieron un accidente. Acto seguido se bajaron disparando y la policía, al repeler el fuego, abatieron a los presuntos delincuentes.

En este momento la Fiscalía General del Estado (FGE) está integrando la carpeta de investigación. Mientras que los peritos hacen su trabajo para determinar lo sucedido, añadió el mandatario.

En las próximas horas se sabrá si las personas abatidas pertenecían a algún cártel y se dará a conocer en un boletín de prensa de la Secretaría de Seguridad Pública, añadió.

El gobernador coahuilense descartó que esta agresión, de una célula del crimen organizado, tenga relación con la ocurrida hace unos días en el municipio de Hidalgo, en la zona norte donde en un enfrentamiento con pistoleros, un policía resultó herido.