Policía del puerto de Boston rescató a padre e hijo naufragando en alta mar

Un padre y su hijo fueron rescatados por la policía del puerto de Boston. El hombre y el menor se aferraban a una nevera después de que su barco de langostas se hundiera. Según sus testimonios el motor de su embarcación de 8,5 metros se había enredado en su sistema para atrapar langostas. Las fuertes corrientes los empujaron hacia las rocas y el impacto contra su barco perforó la cubierta. Ahora están en tierra sanos y salvos.