La Polar. Me voy a encargar que este lugar no vuelva a abrir: Cuevas

CIUDAD DE MÉXICO, enero 9 (EL UNIVERSAL).- La alcaldesa de Cuauhtémoc, Sandra Cuevas, arremetió contra el famoso restaurante "La Polar" luego de que en este lugar un cliente muriera tras ser agredido presuntamente por personal del establecimiento. Por estos hechos, la Secretaría de Seguridad Ciudadana, detuvo a un responsable.

"Hoy quiero decirles que nuestra obligación es cuidar a la gente, a los clientes y es claro que no lo están haciendo. Me voy a encargar jurídicamente que este lugar no vuelva a abrir sus puertas", sentenció la alcaldesa.

En un video parada frente a La Polar, la mandataria aseguró que su gobierno no tolerará acciones atroces e informó que está en contacto con los familiares de la persona que perdió la vida en el restaurante.

También aseguró que siempre ha estado en contacto con los empresarios para restauranteros y empresarios para facilitar administrativamente todo lo que requieran para reactivar la economía "para que a ustedes les vaya bien, mi trato ha sido institucional".

¿Qué pasó en La Polar?

Según la indagatoria, los agentes que realizaban recorridos de seguridad y vigilancia en la colonia San Rafael, recibieron una solicitud de apoyo por parte del Centro de Comando y Control (C2) Centro sobre una persona inconsciente en la calle Guillermo Prieto, colonia San Rafael.

Al llegar al lugar, los efectivos observaron fuera de un establecimiento comercial a un hombre sobre la cinta asfáltica con visibles manchas hemáticas, por lo que solicitaron los servicios médicos de urgencia.

Paramédicos que acudieron al sitio diagnosticaron al lesionado con paro cardiorrespiratorio, por lo que se realizó el traslado al hospital, donde médicos de guardia informaron que ya no tenía signos vitales.

Mientras tanto, se entrevistaron con una mujer, de 43 años, quien refirió ser la pareja del hombre lesionado y señaló que, momentos antes, habían consumido bebidas alcohólicas dentro del bar ubicado en el sitio, donde tuvieron problemas con el personal del negocio, quienes los agredieron físicamente y los retiraron del inmueble, por lo que, acompañada por un oficial, la denunciante reconoció a uno de los probables responsables que participó en la agresión.

Por tales hechos, un hombre de 45 años fue detenido, se le leyeron sus derechos de ley y fue puesto a disposición del Ministerio Público correspondiente, quien determinará su situación jurídica.