Pobladores de Michoacán se manifiestan en base militar

·2  min de lectura

MORELIA, Mich., febrero 13 (EL UNIVERSAL).- Habitantes de los municipios de Peribán y Los Reyes, se manifestaron afuera de la base militar de esa zona, donde denunciaron abusos del Ejército Mexicano contra la población.

Los empresarios, agricultores, profesionistas, jornaleros y ciudadanos, acusaron al personal de la Secretaría de la Defensa Nacional de abuso de poder.

Señalaron que, desde hace poco más de un año, los operativos militares no son para detener a los criminales que han atacado a sus comunidades.

Por el contrario, afirmaron, los militares han excedido sus funciones a la hora de hacer revisiones a la población en general.

Afuera de la base militar de Peribán, los habitantes colocaron cartulinas en las que exigen respeto a los derechos humanos.

Enfatizaron que si la presencia del Ejército es para ayudar a la población, serán siempre bienvenidos, "si no, mejor váyanse", sostuvieron los manifestantes.

Los habitantes denunciaron que la milicia tiene miedo de patrullar y garantizar la seguridad en las comunidades donde opera el Cártel Jalisco Nueva Generación.

Uno de los puntos, dijeron, es la zona turística del Volcán Paricutín, ubicada en la Meseta Purépecha y la zona de Tingüindín, donde se moviliza libremente el CJNG.

Además de otras áreas en donde se han aumentado los secuestros, las extorsiones, los homicidios, el robo de vehículos y el asalto a familias de turistas y comerciantes.

Señalaron enfáticos que por esa inacción del gobierno federal, han implementado medidas en las diferentes comunidades, para garantizar la seguridad de la población.

El personal militar se negó a atender a los habitantes, quienes entregaron un oficio con sus denuncias, dirigido al presidente Andrés Manuel López Obrador.

Pobladores de ambos municipios, alertaron que el Ejército Mexicano respondió con una embestida en su contra, ya que llenó los pueblos de militares y aumentó sus revisiones.

Recordaron que un grupo de mujeres fueron vejadas por personal militar en una brecha, sin que hubiera una razón para si quiera detenerlas.

Ante esta situación, los habitantes advirtieron que realizarán una serie de acciones para impedir el acceso y circulación del Ejército Mexicano a sus poblados.