En plena turbulencia política, Brasil rompe otro récord: se acerca a las 4000 muertes diarias

·2  min de lectura
Los trabajadores del cementerio cargan el ataúd de una víctima del Covid-19 antes de enterrarlo en el cementerio público Parque Tapana en Belem, estado de Pará, Brasil
Tarso Sarraf

SAN PABLO.- Brasil registró hoy un nuevo récord de muertes diarias por Covid-19, con 3780 decesos, según el recuento de las Secretarías de Salud estatales, lo que lleva el total de víctimas fatales en el país debido a la enfermedad a 317.646.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

La cifra de hoy supera la marca de 3650 muertos del sábado, que era el récord anterior para un período de 24 horas. También fueron contabilizados hoy 84.494 nuevos casos de coronavirus, según la misma fuente, para un total de infecciones confirmadas en el país que escaló a 12.658.109. La cifra se da en momentos en que el presidente Jair Bolsonaro enfrenta fuertes turbulencias políticas, con cambios de ministros y de la cúpula militar.

Un escándalo por la compra de Sputnik V derriba a un primer ministro europeo

En tanto, la mortalidad de pacientes con Covid-19 intubados en Brasil durante la segunda ola de la pandemia llega a 83,5%, según datos recabados por investigadores en hospitales del país, el segundo con más decesos detrás de Estados Unidos. Esa tasa “muestra la fragilidad de un sistema de salud que sufría de falta de inversiones en los últimos años y que se vio sobrecargado por la gran cantidad de casos” de coronavirus, dijo el responsable del estudio, Fernando Bozza, de la Fundación Fiocruz, una institución de referencia en materia de salud pública.

Pacientes infectados con COVID-19 permanecen en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Emilio Ribas de San Pablo
MIGUEL SCHINCARIOL


Pacientes infectados con COVID-19 permanecen en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Emilio Ribas de San Pablo (MIGUEL SCHINCARIOL/)

El equipo de Bozza, asociado a la Universidad de San Pablo (USP), compiló datos de los hospitales públicos y privados a partir del 15 de febrero del año pasado. Un informe sobre los primeros 250.000 pacientes hospitalizados, publicado por la revista especializada The Lancet, mostró que el 78,7% de los pacientes con Covid-19 intubados entre el 15 de febrero y el 15 de agosto de 2020 no sobrevivieron a la enfermedad.

Como Trump, un inseguro Bolsonaro prepara su propio 6 de enero

Esa tasa de mortalidad ya era superior a la de países como Reino Unido (69%), Alemania (52,8%), Italia (51,7%) o México (73,7%). Pero la situación empeoró con la segunda ola, con una mortalidad que llegó a 83,5% entre el 15 de noviembre y el 14 de marzo. Esta segunda ola se caracteriza además por una “sincronización de la pandemia, con todas las regiones afectadas al mismo tiempo”, señala Bozza.

Agencias AFP y AP