Planean demandar a Florida por rechazar un curso de estudios afroamericanos

Miami, 25 ene (EFE).- El reconocido abogado estadounidense Benjamin Crump, especializado en casos de derechos civiles, anunció este miércoles que demandará al estado de Florida y a su gobernador, Ron DeSantis, si no permite llevar adelante un curso piloto de estudios afroamericanos dentro de un programa avanzado para estudiantes de secundaria.

Crump, que ha representado a varias familias afroamericanas en casos mediáticos como el de los asesinatos de George Floyd y Ahmaud Arbery, anunció en Tallahassee, la capital estatal, que demandará a DeSantis si no permite que los estudiantes de secundaria de Florida tomen un nuevo curso del programa Advanced Placement (AP) de estudios afroamericanos, bloqueado recientemente.

El programa AP sirve para "explorar profundamente un tema académico, un problema o un tema de interés individual", según su web.

La posible demanda del bufete Ben Crump Law PLLC, que atiende casos en varios estados, saldría adelante si el Gobierno de Florida no retira su bloqueo impuesto al curso AP sobre estudios afroamericanos para que no se imparta en escuelas secundarias, al argumentar que "viola la ley estatal" y "es históricamente inexacto".

El departamento de Educación del estado, que dirige el comisionado Manny Díaz Jr., rechazó este curso en una carta enviada la semana pasada al College Board, el consejo de educación superior que supervisa las clases de AP.

Díaz Jr. calificó este curso como "un adoctrinamiento disfrazado de educación".

El pasado lunes, en una rueda de prensa, DeSantis apoyó la decisión de Florida de rechazar el acceso de los estudiantes al mencionado curso.

El College Board ha estado desarrollando el curso durante más de una década y actualmente lo somete a prueba en 60 escuelas en todo el país, mientras planea que esté disponible para todas las escuelas en el año escolar 2024-2025, según la radio pública nacional NPR.

Así, añade el mismo medio, los estudiantes de secundaria pueden optar por tomar clases AP para obtener créditos universitarios o ubicarse en clases universitarias de nivel superior.

Los funcionarios de Educación de Florida no especificaron exactamente qué contenidos encontraron objetables, pero señalaron que "tal como se presentó, el contenido de este curso es contrario a la ley de Florida y carece significativamente de valor educativo", recogió por su parte el medio local NBC6.

El rechazo de Florida al curso piloto de estudios afroamericanos provocó las críticas de legisladores, activistas y organizaciones demócratas afroamericanas en todo el país.

El abogado Crump estuvo acompañado hoy durante el anuncio de la posible demanda por varios activistas y políticos.

Entre estos últimos se encontraban el senador estatal Shevrin Jones y el activista David Johns, de la organización National Black Justice Coalition.

"¡Se debe permitir que los estudiantes aprendan!", enfatizó Crump.

En 2022, DeSantis promulgó una polémica ley estatal sobre educación y libertad individual que prohíbe en escuelas y empresas un supuesto "adoctrinamiento" basado en una corriente que sostiene que el racismo es sistémico en la sociedad estadounidense.

La nueva ley HB7, conocida como "Stop the Wrongs to Our Kids and Employees (W.O.K.E.) Act (Ley Detenga los errores a nuestros hijos y empleados), fue impulsada por DeSantis y promulgada en julio pasado.

DeSantis, discípulo político del expresidente Donald Trump, dijo al presentar la iniciativa en 2021 que su propuesta quiere proteger tanto a estudiantes como a empleados de grandes corporaciones, a los que se les "fuerza" a ser adoctrinados en base a la llamada teoría crítica de la raza, que considera que el pasado esclavista de EE.UU. es origen de un racismo sistemático.

(c) Agencia EFE