Le pidió al chofer que se pusiera el barbijo, se negó y terminaron a las piñas

·2  min de lectura
Un chofer se fue a las piñas con un pasajero por negarse a usar el barbijo mientras conducía la unidad
Captura de video

Este jueves se produjo una insólita pelea entre un chofer de colectivo y un pasajero. ¿La razón? El conductor se negó a usar el barbijo.

El hecho se dio en Nueva Córdoba, a bordo de una unidad de la empresa Ersa, cuando el pasajero le pidió al conductor que se pusiera la mascarilla, ya que su asiento no tenía el protector de aislamiento para contener los contagios por coronavirus.

Cuáles son las nuevas restricciones por Covid para Buenos Aires y CABA

Según citaron los medios locales, la escena ocurrió en la línea 32 de la empresa Ersa, cuando en la esquina de Obispo Oro y Chacabuco, un usuario se subió al colectivo y al ver que no había protector de aislamiento entre los pasajeros y el conductor, y que este, además, no llevaba puesto el barbijo, le pidió gentilmente que se lo pusiera.

Sin embargo, ante la negativa del conductor, la situación se tornó cada vez más tensa y ambos terminaron a los golpes. “Los giles somos nosotros que estamos sin seguro laburando. No tengo ganas de venir a laburar y vengo a laburar lo mismo. Vengo sin vacunar”, se escucha decir al conductor que atiza la discusión.

“¡Qué me importa! Vos tenés que venir a laburar con barbijo”, respondió el pasajero. “¿Y si no te calienta, ¿por qué saltás? Gil, otario. La conc... de tu madre. Yo también te puteo y no lo voy a usar”, siguió el chofer, que finalmente lanzó el primer puñetazo y ambos terminaron a los golpes.

El comunicado de la empresa

Luego de que la situación alcanzara estado público, la empresa decidió emitir un comunicado sobre lo ocurrido: “En el día de la fecha hemos recibido un reclamo a través de nuestra página web dando cuenta de lo acontecido y hemos tomado contacto por esa vía con el testigo del hecho. El conductor ya fue identificado y se dio curso al procedimiento interno correspondiente que definirá su situación”.

“Desde la empresa repudiamos cualquier tipo de violencia y la irresponsabilidad de nuestro conductor ante el cumplimiento de los protocolos de cuidado exigidos”, agregaron.