Piden ayuda para 60 migrantes varados en el Mediterráneo

·2  min de lectura

BEIRUT (AP) — Guardacostas europeos pidieron ayuda el lunes para salvar a decenas de inmigrantes libaneses y sirios que llevan días varados en un barco de pesca que se hunde en el mar Mediterráneo.

Los aproximadamente 60 migrantes informaron a familiares y grupos de rescate que dos niños murieron y que no tienen comida, agua ni fórmula para bebés desde hace tres días. A bordo hay refugiados sirios y libaneses que intentan llegar a Italia en busca de una mejor vida. Zarparon de Trípoli hace unos 10 días.

“Están tratando de sacar el agua que se filtra al bote con baldes, eso es todo lo que tienen”, dijo a The Associated Press el hermano de uno de los pasajeros sirios. Pidió no revelar sus nombres por razones de seguridad y porque algunos de los migrantes no querían revelar la noticia a sus familias en casa. “Este es un barco de pesca para cinco personas, no para 60”.

Líbano tiene una población de 6 millones, incluido 1 millón de refugiados sirios, y está sumido en un grave colapso económico desde finales de 2019 que ha sumido a tres cuartas partes de la población en la pobreza.

Según los informes, los migrantes están varados cerca de las costas de Malta e Italia. Las autoridades no han enviado rescatistas, según familiares y activistas en contacto con los migrantes. El parlamentario libanés Ashraf Rifi instó al gobierno italiano, así como al Ministerio de Relaciones Exteriores libanés y a la embajada libanesa en Roma a tomar medidas.

Las familias temen que el bote con fugas pueda hundirse en cualquier momento.

En abril, un barco que transportaba a decenas de libaneses, sirios y palestinos que intentaban emigrar por mar a Italia se hundió a unos 5 kilómetros (3 millas) del puerto de Trípoli, luego de un enfrentamiento con la Armada libanesa. Decenas de personas murieron en el incidente.

Las circunstancias del hundimiento son contradictorias. Los sobrevivientes dicen que su barco fue embestido por la Armada libanesa, mientras que el Ejército afirma que el barco de los migrantes chocó con un buque militar cuando intentaba escapar.

Esta fue la mayor tragedia migratoria para el Líbano en los últimos años.