PIB hiló ocho trimestres de crecimiento; se expandió 0.9%

Nosotros llevamos un rezago importante de la recuperación que varias economías vieron en el 2021, que no fue el caso de México que fue hasta el término de ese año en donde empezó a crecer fuerte y de manera sostenida”.

Montserrat Aldave, economista principal de Finamex.

 

El Producto Interno Bruto (PIB) continuó con su buena racha. Entre julio y agosto pasados reportó su octavo trimestre consecutivo de crecimiento, mostrando así la resiliencia de la economía mexicana y acercándose a la expectativa de crecimiento del gobierno, de acuerdo con la información divulgada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

La estimación oportuna del PIB arrojó que, entre julio y septiembre, la economía mexicana se expandió a una tasa de 0.9% en su comparación trimestral.

La última vez que la economía mostró una expansión por más de ocho trimestres consecutivos fue del 2013 al 2015,  cuando hiló nueve trimestres de crecimiento.

En comparación anual, la economía mexicana creció 3.3%, mientras que en el acumulado de enero a septiembre, la tasa de expansión es de 3.5 por ciento.

“México se tardó mucho en recuperar su nivel pre pandemia con respecto a otros países. Parte de la explicación del por qué vemos tasas de crecimiento tan altas es eso, nosotros llevamos un rezago importante de la recuperación que varias economías vieron en el 2021, que no fue el caso de México que fue hasta el término de ese año en donde empezó a crecer fuerte y de manera sostenida”, explicó Montserrat Aldave, economista principal de Finamex.

De acuerdo con analistas, el crecimiento sostenido de la economía mexicana se debe a la fortaleza de la demanda interna, en donde el consumo se mantiene fuerte y la inversión ha crecido, lo que puede fortalecerse aún más con el nearshoring.

Contra varios pronósticos, la economía mexicana ha sorprendido con su fortaleza, principalmente impulsada por el mercado interno, acercándose así a la proyección de gobierno de 3.0% para el cierre del año.

Incluso, en días pasados Gabriel Yorio, subsecretario de Hacienda y Crédito Público (SHCP) señaló que, con los últimos datos reportados, el PIB mexicano podría expandirse 3.5% al cierre del 2023.

“El crecimiento económico en nuestro país se acelera y el avance acumulado en estos primeros seis meses del año asciende a 3.7%, lo que hace probable que el resultado de todo el año no esté muy distante de esta cifra, aunque es posible que el cuarto trimestre enfrente las adversidades más sustanciales hasta ahora al registrar los efectos de la huelga de trabajadores de la industria automotriz en Estados Unidos y del huracán Otis que dejó un fuerte impacto en Guerrero”, indicó Marcos Daniel Arias, analista de Monex.

Sector primario se expande a mayor tasa

Al interior del reporte del Inegi se observó que el sector primario fue el que mostró una mayor tasa de expansión trimestral. Este sector, en donde se encuentran las actividades como agricultura, caza, ganadería, pesca y similares, mostró un crecimiento trimestral de 3.2 por ciento.

Le siguieron las actividades secundarias, las cuales engloban a las industrias y han sido factor clave para el impulso en la actividad económica. Entre julio y septiembre de este año, el sector industrial mostró un crecimiento de 1.4 por ciento.

“Fueron las actividades secundarias las que más aportaron al dinamismo, pues con un crecimiento de 1.37% tuvieron su mejor desempeño en año y medio. Como hemos comentado en otros espacios, la actividad industrial se ha visto beneficiada principalmente por el mayor gasto en construcción destinado a culminar los proyectos prioritarios de la administración federal”, explicó el analista de Monex.

Respecto al sector terciario, que contiene a los diversos servicios que se ofrecen en el país, el crecimiento trimestral fue de 0.6 por ciento.

Otis tendrá impacto limitado

Respecto al impacto económico que pueda ocasionar el huracán Otis, que llegó a las costas de Guerrero la semana pasada, Montserrat Aldave señaló que el efecto será limitado para el PIB.

“Guerrero contribuye muy poco a la economía total. No es un porcentaje significativo. Acapulco representa 2% del PIB turístico del país, que ni siquiera es el PIB total. Al menos que haya una derrama importante, que eso sería especular mucho, no creemos que tenga un efecto drástico en la economía”, dijo.

En días pasados, Rodrigo Mariscal, jefe de la Unidad de Planeación Económica de la SHCP, indicó que aún es muy pronto para conocer el impacto de Otis en la economía, pero que desde la dependencia prevén que este sea acotado.

ana.martinez@eleconomista.mx