Petro y López Obrador hablan de migración y lucha antidrogas

COLOMBIA-MÉXICO (AP)
COLOMBIA-MÉXICO (AP)

El presidente colombiano Gustavo Petro estaba reunido el viernes por primera vez en una visita oficial con su homólogo mexicano Andrés Manuel López Obrador en la Ciudad de México para discutir la política antidrogas, la crisis climática y la situación migratoria, informó la presidencia colombiana.

Petro forma parte de los presidentes que acudieron al llamado de López Obrador para una cumbre de la Alianza del Pacífico que se frustró por la negativa del Congreso peruano de autorizar la salida del presidente Pedro Castillo para asistir.

Según dijo Petro al llegar la víspera a Ciudad de México, el tema migratorio tiene dos aristas de su interés para discutir con López Obrador. Por un lado, la reciente dificultad que tienen los colombianos para ser admitidos en México y por el otro los miles de migrantes que han atravesado por Colombia la peligrosa selva del Darién en la frontera de Panamá rumbo al norte del continente en busca de mejores oportunidades.

Ambos presidentes tienen coincidencias políticas, López Obrador apoyó abiertamente al izquierdista Petro este año durante la campaña electoral, lo que provocó una protesta del gobierno colombiano que encabezaba el conservador Iván Duque (2018-2022). Finalmente, Petro se convirtió desde agosto en el primer presidente de izquierda en la historia de Colombia.

Petro ha manifestado su intención de promover una unión regional latinoamericana para tratar temas transversales como el cambio climático, el intercambio comercial y un cambio profundo en la estrategia antidrogas que asegura “fracasó” y ha causado muerte y violencia a su paso.

Además, México y Colombia son países que respaldan el reinicio de los diálogos entre el gobierno y la oposición de Venezuela que fue confirmado la víspera por las partes. Petro ha dado un giro al reconocer a Nicolás Maduro como presidente legítimo de Venezuela y lo ha impulsado a volver al sistema interamericano de derechos humanos y sentarse a negociar con la oposición.