Pesado cubano se marcha a Las Vegas en busca de otra mirada, pero se lleva con él a su maestro de Miami

·2  min de lectura
Knockout Media

Lenier Peró continúa el éxodo de boxeadores cubanos a Las Vegas. El peso completo de Cuba que viene subiendo como la espuma, llegó a la Ciudad del Pecado para continuar su preparación bajo las órdenes del entrenador Bob Santos, un técnico que ha tenido buenos resultados con peleadores latinos.

Pero no se trata de que Peró haya dejado los servicios de su técnico de los últimos tiempos, Pedro Roque, si no que se beneficiará de la suma de ambos maestros en su esquina para intentar el ataque al cielo de la división máximo, como también lo hacen sus compatriotas Geovany Bruzón y Frank Sánchez.

“Estoy muy emocionado de venir a la capital mundial del boxeo para entrenar con Bob Santos’‘, expresó Peró en comunicado de prensa. “Es un gran entrenador y ha conseguido algunas victorias muy importantes. Creo que con mi experiencia como aficionado, lo que he aprendido del Sr. Roque y lo que Santos añade a mi repertorio, no tardaré en ser campeón del mundo de los pesos pesados”.

Recientemente en Miami, Santos guió de manera magistral a los guerreros dominicanos Alberto Puello y Héctor Luis García hacia los títulos mundiales en la misma noche y está deseando trabajar con Peró, que también luchó esa noche en la cartelera de Premier Boxing Champions.

La escuadra de Santos también incluye a luchadores de la talla de Carlos Adames, Erick Rosa, Víctor Santillán, los prometedores cubanos Kevin Brown y Herich Ruiz, y varios otros contendientes y prospectos en ascenso que garantizan un elevado nivel de calidad en el equipo.

“Es el sueño de cualquier entrenador trabajar con un peso pesado zurdo de gran pegada y con el pedigrí amateur de Peró’‘, explicó Santos. “El cielo es el límite para lo lejos que puede llegar en el deporte.También me entusiasma que Roque siga en el equipo”.

Roque es una figura muy respetada de este deporte, ya que ha guiado al equipo nacional cubano a múltiples medallas olímpicas. Más recientemente, también dirigió el equipo nacional de Estados Unidos y de otras naciones que suelen buscar sus consejos.

Con tres victorias en el 2022, Peró espera volver al ring antes de que finalice la temporada.