Periodistas bolivianos realizan un plantón contra la impunidad y las agresiones

·3  min de lectura

Santa Cruz (Bolivia), 12 nov (EFE).- Periodistas bolivianos realizaron este viernes un plantón en la ciudad de Santa Cruz para denunciar los escasos avances en la investigación sobre el secuestro y tortura de siete trabajadores de medios de comunicación, además de las recientes agresiones durante la cobertura de la huelga que se cumple en el país.

Una decena de informadores se apostó en las puertas de la catedral cruceña en señal de protesta contra la inacción policial y judicial para aclarar los sucesos del pasado octubre, cuando un grupo de periodistas fue retenido por la fuerza por encapuchados armados en una cobertura por invasiones de tierras en esa región, motor económico de Bolivia.

"No hay respuesta, van 15 días y hasta ahora no hay detenidos, ni procesados", lamentó en declaraciones a Efe el presidente de la Asociación de Periodistas de Santa Cruz, Roberto Méndez.

Según Méndez, los periodistas demandaron a la Policía "que actúe con la misma efectividad con la que está actuando en estos cinco días de conflicto", dentro de la huelga convocada por transportistas, comerciantes informales y cívicos, entre otros, contra una polémica ley contra la legitimación de ganancias ilícitas.

El periodista recordó que en un solo día hubo 125 detenidos por la huelga y en el caso del secuestro de los informadores "ni uno".

Méndez denunció que la Fiscalía cruceña "se lava las manos" apuntando a la Policía por no cumplir con cuatro órdenes de aprehensión emitidas en la investigación del secuestro.

El plantón también se realizó por las 17 agresiones que han contado los gremios periodísticos hasta el momento durante las coberturas del paro contra la llamada "ley madre".

Los informadores apuntan a las reacciones violentas de la Policía y grupos afines al oficialismo para desmovilizar a los sectores que piden la abrogación de la ley, y también a algunas personas que cumplen el paro porque entre los agredidos hay periodistas de los medios estatales.

"Estamos pidiendo respeto y que no se vea si son de medios estatales, privados o independientes (...) porque detrás de cada periodista hay un ser humano que con su trabajo está llevando el sustento diario a su hogar y está arriesgando lo más preciado que tiene que es la vida por tener una sociedad bien informada", dijo Méndez.

En los últimos días, entidades como la Defensoría del Pueblo de Bolivia y Human Rights Watch (HRW) pidieron garantías para el trabajo de la prensa ante las agresiones sufridas por los periodistas en los cubrimientos del paro.

La viceministra de Comunicación, Gabriela Alcón, compareció ante los periodistas en La Paz para asegurar que existe una campaña de "desinformación" en las redes sociales sobre el conflicto actual que se ha visto replicada en "algunos medios", sin precisar cuáles.

Según Alcón, esta supuesta campaña busca "desestabilizar" al Gobierno de Luis Arce, por lo que convocó a los directores de medios de comunicación a una reunión en lunes para hacer un "análisis sobre el problema de desinformación" en torno a la huelga nacional.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.