Peregrinaciones de Cuaresma en Nicaragua pasan al mundo virtual por la pandemia

Agencia EFE
·2  min de lectura

Managua, 14 feb (EFE).- Las peregrinaciones del tiempo de Cuaresma en la Iglesia Católica pasarán este año del mundo real al virtual en Nicaragua, como consecuencia de la pandemia de covid-19, informó este domingo el cardenal Leopoldo Brenes.

"Este año que no podemos hacer nuestra peregrinación Cuaresmal de forma física, las estamos preparando de forma virtual", anunció Brenes, al final de su misa dominical, que emite por teleconferencia desde 2020, a causa de la pandemia.

La disposición del cardenal tiene implicaciones nacionales en un país donde el 58,5 % de sus 6,5 millones de habitante se considera católico, según cifras oficiales.

Brenes detalló que las peregrinaciones virtuales tendrán lugar cada sábado a las 14.00 hora local (20.00 GMT), y serán transmitidas por Radio Católica, el Canal Católico de Nicaragua, retransmitidas en las redes sociales de estos medios, así como en los que deseen reproducirlas.

Los sacerdotes dirigirán dichas peregrinaciones con las misas y rezos acostumbrados durante las ceremonias físicas, según el calendario previamente establecido por la diócesis correspondiente.

El purpurado, quien llamó a cada feligrés reflexionar sobre el rechazo a las personas que piensan diferente cuando faltan nueve meses para las elecciones presidenciales, recordó que la ceremonia del "Miércoles de Ceniza", que marca el inicio de la Cuaresma, se mantiene de forma presencial para el próximo día 17, aunque con variaciones.

De acuerdo con las instrucciones de la Iglesia Católica, la ceremonia religiosa se limitará al derramamiento de cenizas sobre la cabeza de los fieles, en sustitución de la marca de la cruz en las frentes, y "en algunas parroquias se podrá tener momentos extras con la palabra", indicó el cardenal.

Para la cita del miércoles los católicos han sido llamados a tratar de no asistir a las parroquias en busca de las cenizas, y si lo hacen, porten mascarillas, usen alcohol, y mantengan el distanciamiento social.

La Cuaresma simboliza para el cristianismo los 40 años que Jesucristo pasó en el desierto, practicando el ayuno y la abstinencia, antes de dedicarse a la vida descrita en la Biblia.

Para el cristianismo es un tiempo de conversión y preparación, que lleva a vivir la fe con mayor intensidad, por lo cual, algunos creyentes se comprometen a realizar algún tipo de ayuno durante los 40 días que dura la Cuaresma.

(c) Agencia EFE