Perder es un poco traumático. Alguna gente te dice que ya no sirves, pero ya me siento campeón nuevamente

STEPHANIE TRAPP/ TGB PROMOTIONS

De un cubano a otro cubano, de La Joya a La Bala, así será la transición de rivales para Jeison Rosario. Si el excampeón dominicano supo que Yoelvis Gómez no pudo enfrentarlo por problema de lesión en una mano, ahora ya está listo para enfrentar a Brian Marino Mendoza.

Rosario se enfrentará al veterano Mendoza en un combate a 10 asaltos en el peso medio que servirá como evento coestelar en vivo por SHOWTIME este sábado 5 de noviembre, en la velada de Premier Boxing Champions desde The Armory, en Minneápolis que protagoniza el campeón cubano David Morell Jr.

Rosario (23-3-1, 17 KO) busca entrar en la lucha por el título en el peso medio después de sumar nocauts en tres peleas consecutivas que se remontan a noviembre del 2021. La racha actual del joven de 27 años viene después de un par de derrotas contra el campeón indiscutido de las 154 libras Jermell Charlo y el principal contendiente Erickson Lubin.

¿Cómo viviste la situación del cambio de rival?

“Todo pasa por algo, por un propósito. Veo las cosas desde el punto de vista positivo. Le deseo una buena recuperación a Yoelvis y vamos para encima con Mendoza. Es un gran peleador, lo he podido ver y creo que va a ser una gran batalla, una gran guerra’’.

Háblame del ajuste de uno al otro.

“En el campamento estuve guanteando con boxeadores zurdos y derechos. Guanteaba con peleadores fuertes, de 168 y 175 libras, luego lo hacía con un 160 de mi peso en los últimos rounds. Así que esto pasó porque era el destino y dentro de los planes estaba que se iba a caer la pelea. Así que no tuve que hacer muchos cambios. He peleado con dos o tres zurdos. La mayoría de mis peleas han sido con derechos. Yo me adapto rápido’’.

Tocaste el cielo al ser campeón, luego caíste, ¿cómo te recuperaste?

“Psicológicamente fue un poco traumático. Alguna gente te dice que ya no sirves, que ya no vas a dar más nada. Escuchas los comentarios y te entra la pereza, y piensas si vale la pena seguir o quedarte, pero entonces llegan tus hijos, la familia, personas que me apoyan desde la infancia, los veo luchando por mi y me digo que si ellos lo hacen, por qué yo no puedo hacerlo. No hay un amor más grande que el que uno mismo se pueda tener’’.

¿Que significaría un triunfo este 5 de noviembre?

“Eso lo sabrían los promotores, pero ya después de esta pelea seguiré en el gimnasio. No me voy a detener. Sé que voy a ganar y tengo la mente que voy a ganar como sea, por nocaut o decisión. Tengo todos los deseos de volver a ser campeón del mundo’’.

Dominicana vive un gran momento en el boxeo profesional.

“Creo que cada quien está aprovechando su momento. Cada cual tiene el suyo y yo me siento muy contento de que los muchachos y los colegas míos de Dominicana están aprovechando. No están perdiendo el tiempo. Cada quien tiene una segunda oportunidad y creo que la mía llegó y la voy a aprovechar al máximo’’.

¿Cómo te ves en este horizonte del boxeo?

“Tengo las herramientas, el poder en las manos, la inteligencia y como decimos en Dominicana tengo los dos cocos para pelear contra el que sea’’.