Perú le retira el agradecimiento a la exministra que se vacunó en secreto

Agencia EFE
·2  min de lectura

Lima, 16 feb (EFE).- El Gobierno de Perú retiró el agradecimiento que había dado por sus "servicios prestados a la Nación" a la exministra de Salud Pilar Mazzetti, tras confirmarse que fue una de las 487 personas que recibieron en secreto la vacuna del laboratorio chino Sinopharm.

Una resolución publicada este martes en el diario oficial El Peruano con las firmas del presidente, Francisco Sagasti, y de la primera ministra, Violeta Bermúdez, informó que se había decidido "dejar sin efecto las gracias a la señora Pilar Elena Mazzetti Soler, que se le dieran por los servicios prestados a la Nación".

El decreto detalló que la decisión se tomó luego de que "la citada exfuncionaria" informara durante la tarde de este lunes a la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM) "hechos que motivan el dejar sin efecto las gracias que se le dio".

LA REVELACIÓN DE MAZZETTI

Tras haber renunciado el pasado viernes al cargo, luego de ser invitada por el Congreso para dar explicaciones sobre la vacunación del expresidente Martín Vizcarra (2018-2020), Mazzetti admitió que también recibió la vacuna, a pesar de que días antes había afirmado que sería la última en hacerlo por estar al frente de la lucha contra la covid-19 en el país.

"Finalmente, cedí ante la inseguridad y mis miedos, sin que ello justifique lo que he hecho", afirmó antes de señalar que este ha sido "el peor error" de su vida y que "no cree" que podrá "recuperar la confianza" de los ciudadanos.

La exministra afronta ahora un panorama político y legal complejo, porque el Congreso se plantea inhabilitar hasta por diez años a los funcionarios implicados, entre los que también está Vizcarra y la excanciller Elizabeth Astete, mientras que la Fiscalía ha abierto una investigación por posibles delitos de corrupción.

FALTA A SU DEBER

Las revelaciones de Mazzetti y Astete llevaron al presidente Sagasti a señalar que en su Gobierno están "indignados y con un sentimiento profundo de dolor", porque estas personas "faltaron a su deber de servidoras públicos y a su lealtad" con él y con Bermúdez.

Tras reiterar que todos los funcionarios que estén involucrados en esta vacunación secreta serán separados de sus cargos, Sagasti afirmó que las "personas que no son capaces de cumplir cabalmente su deber como servidores públicos no tienen cabida en este gobierno".

El Congreso, por su parte, inició su investigación con la invitación al médico que dirigió los ensayos de Sinopharm en el país, Germán Málaga, mientras que la Fiscalía abrió una investigación preliminar por la presunta comisión de delitos contra la administración pública, concusión y negociación incompatible o aprovechamiento del cargo.

(c) Agencia EFE