Pentágono presenta un microchip que detecta el COVID en el cuerpo

Graeme Massie
·3  min de lectura
 (U.S. Navy via Getty Images)
(U.S. Navy via Getty Images)

Los científicos del Pentágono inventaron un microchip que una vez insertado debajo de la piel detectará si el paciente desarrolla COVID.

Además han desarrollado un filtro revolucionario que puede eliminar el virus de la sangre del paciente a través de una máquina de diálisis.

Los investigadores de la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de Defensa (DARPA por sus siglas en inglés) aseguraron que han estado trabajando durante años en formas de prevenir y poner fin a las pandemias.

Su trabajo en el microchip fue revelado en 60 Minutes en CBS el domingo por la noche.

El coronel retirado Matt Hepburn, un médico de enfermedades infecciosas del ejército que lideró la respuesta de DARPA a la pandemia, mostró la tecnología en el programa.

La idea del invento surgió después de que se registraran 1.271 infecciones a bordo del portaaviones USS Theodore Roosevelt en 2020.

El microchip, que no rastrea los movimientos, se transporta en un gel similar a un tejido y está diseñado para analizar continuamente la sangre del paciente.

Leer más: India supera a Brasil con el segundo peor brote de COVID, están a la espera del punto máximo de casos

“Lo pones debajo de la piel y eso te dice que hay reacciones químicas dentro del cuerpo, y esa señal significa que mañana tendrás síntomas”, explicó el Coronel Hepburn.

Agregó: “es como la luz de 'revisar el motor'”.

“Los marineros recibirían la señal, luego se autoadministrarían una extracción de sangre y se examinarían en el lugar”.

“Podemos tener esa información en tres a cinco minutos. A medida que acorta ese tiempo, a medida que diagnostica y trata, lo que hace es detener la infección en seco".

Col Hepburn también le dijo en el programa que su equipo había inventado un filtro que, si se colocaba en una máquina de diálisis, eliminaría el virus de la sangre.

Dijo que el tratamiento de cuatro días se le había dado al “Paciente 16”, la esposa de un militar, que sufría insuficiencia orgánica y shock séptico.

“Lo pasas a través, elimina el virus y devuelve la sangre”, señaló el coronel Hepburn.

Asimismo, mencionó que a los pocos días del tratamiento el paciente se había recuperado por completo.

El tratamiento ahora ha sido aprobado por la FDA para uso de emergencia y se ha utilizado para tratar a casi 300 pacientes enfermos.

El proyecto se conocía originalmente como la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada y fue creado en 1958 por el presidente Dwight Eisenhower en respuesta al lanzamiento ruso del Sputnik el año anterior.

Más de una cuarta parte de los 4.800 miembros del USS Theodore Roosevelt dieron positivo durante un brote de alto perfil en el barco de propulsión nuclear el año pasado.

El comandante del portaaviones, el capitán Brett Crozier, dio la alarma y envió una enérgica carta a los líderes de la Marina sobre la propagación del virus en el barco.

Cuando se filtró a los medios de comunicación, fue relevado de su mando, pero mantuvo su rango.

En un video que se publicó en las redes sociales, cientos de miembros de la tripulación vitorearon su nombre desde la cubierta del hangar mientras abandonaba el barco.

Una investigación de la Marina descubrió más tarde que el Capitán Crozier y su jefe a bordo del portaaviones, el Contralmirante Stuart P. Baker, tomaron una mala decisión sobre la propagación del virus en el barco.

Relacionados

Trump dice que la vacuna COVID debería llevar su nombre

La variante del Reino Unido no aumenta la gravedad de covid, sugieren nuevos estudios

Brasil vacuna contra COVID-19 a una ciudad entera

India supera a Brasil con el segundo peor brote de COVID, están a la espera del punto máximo de casos