Penélope Menchaca se convirtió en la sombra de ella misma

Foto: Ali Paige Goldstein/NBCU Photo Bank/NBCUniversal via Getty Images

Es mexicana, pero triunfó en Estados Unidos con el programa ‘12 corazones’, que se transmitió en México a través de Telemundo y el canal 9 de Televisa. Parecía que Penélope Menchaca era la conductora popular que el país esperaba, pero resultó que desde que TV Azteca la contrató, no saben dónde ponerla ni qué programa darle para que tenga los mismos resultados.

Y es que pareciera que la televisora del Ajusco ha intentado de todo con ella. Ya fue una de las conductoras de su emisión matutina estrella (‘Venga la alegría’), le dio un reality muy en la línea que manejaba y solo duró una semana al aire (‘El poder del amor’), la hizo jueza de un concurso de belleza (‘Mexicana Universal’) y hasta la host de un programa nocturno (‘Ponle de noche’). Sin embargo, el éxito sigue sin llegar.

Espontaneidad y carisma para la televisión, sin duda, los tiene. Pero también ha probado suerte en el baile y la música. Lo lleva en la sangre, pues su madre es Dolores Menchaca, directora del Ballet Folklórico del Estado México. Con 14 años y de la mano del Ballet de México, Penélope viajó por el mundo presentándose como bailarina.

En la música, y con 19 años, formó parte del grupo Las Nenas, integrado por sus hermanas Soraya y Vanessa, y la también conductora Anayanssi Moreno.

Un viaje a Estados Unidos le cambió la vida. Entrevistada por el canal 62 de Los Angeles TV, la televisora le ofreció conducir un programa de espectáculos en vivo. Y así, durante los siguientes cinco años, se dedicó a presentar noticias y entrevistar a figuras del entretenimiento latino.

Pero en 2004 llegó su oportunidad de oro. Telemundo le ofreció la titularidad del programa de búsqueda de pareja ‘12 corazones’. Ahí, hombres y mujeres de todos los signos del zodiaco se reunían para encontrar el amor. El éxito fue tal, que incluso Penélope lanzó un libro sobre sexualidad, llamado ‘El arte del cuchiplancheo’.

Consciente del gran éxito de la conductora, en 2008 Televisa la llamó para hacer ‘12 Corazones: Rumbo al altar’, en coproducción con Telemundo, un reality dominical con la misma línea de las relaciones de pareja.

Al año siguiente regresó a Estados Unidos para conducir ‘Confidencias con Penelope’, un programa de entrevistas con figuras del espectáculo. También con Telemundo, condujo el matutino ‘¡Levántate!’, y en 2012 fue jurado en el programa de talentos ‘Yo me llamo’.

También te puede interesar: ‘Venga la alegría’ se convirtió en ‘Venga la discusión’

Su llegada a TV Azteca

Para 2018, Penélope Menchaca ya tenía una fama comprobada. Sus programas eran un éxito y en la televisión transmitía una espontaneidad única. Y entonces TV Azteca la llamó para ser jueza de su reality show ‘Mexicana Universal’, la búsqueda para encontrar a la siguiente representante de México para el certamen Miss Universo.

Ese mismo año, la conductora se unió a las filas del programa ‘Venga la alegría’, donde participan Patricio Borghetti, Ricardo Casares y Sergio Sepúlveda, entre otros. Pero en enero de este 2019, anunció su salida del matutino, pues se encontraba preparando su propio programa de televisión: ‘El poder del amor’.

Se trató un programa de relaciones de pareja, el sello de Menchaca. Dentro del reality, hombres y mujeres de México viajaron a Turquía para una serie de retos que los harían encontrar a la pareja perfecta.

También te puede interesar: A Penélope Menchaca le cancelan programa

Sin embargo, el proyecto representó un fracaso para la empresa y quizá el primer gran tropiezo en la carrera de Penélope, pues duró apenas una semana al aire fue cancelado. Entonces, Menchaca regresó a ‘Venga la alegría’.

Después tuvo un trabajo temporal supliendo a Facundo en el programa de concursos ‘Mi pareja puede’. TV Azteca volvió a apostar por ella y, en septiembre pasado, lanzó el late night ‘Ponle de noche’, por la señal de a+. Pero el éxito sigue sin llegar.

Tras varios golpes fallidos, la televisora tiene a Menchaca como instructora de zumba en el reality ‘La Academia’, quizá sin saber exactamente qué otro proyecto ofrecerle a una conductora que prometía mucho.

Penélope Menchaca construyó una carrera a base de esfuerzo y constancia, y con su carisma por delante. Y eso le dio fama en Telemundo y Televisa. Pero su llegada a TV Azteca ha sido todo, menos exitosa. Quizá nadie imaginó que, la mujer que comenzó bailando, después cantando, y más tarde conduciendo su propio show de televisión, terminaría como suplente de conductores y hasta instructora de zumba.

@braham_MV