Pega huelga a alumnos que están por finalizar

·2  min de lectura

Laura Arana

CIUDAD DE MÉXICO, junio 12 (EL UNIVERSAL).- La secretaria de Educación, Ciencia, Tecnología e Innovación de la Ciudad de México, Rosaura Ruiz Gutiérrez, aseguró que, derivado de la huelga que estalló en el Instituto de Educación Media Superior (IEMS) el pasado 8 de junio, existe el riesgo de que cerca de 8 mil alumnos que cursan el último semestre no puedan concluir su bachillerato.

"Por el sistema: se terminan los estudios del IEMS, los jóvenes hacen un trabajo final que es muy importante en la concepción educativa, lo estaban haciendo y lo interrumpen y no podrán [en dado caso] terminar su bachillerato, esto los perjudica, porque no pueden aspirar a entrar a una universidad cuando convoque la UNAM o la propia Rosario Castellanos, porque no tienen sus diplomas, sí es delicado", afirmó.

En entrevista posterior a la inauguración del Punto de Innovación, Libertad, Arte, Educación y Saberes (Pilares) Valentín Gómez Farías, en Benito Juárez, la funcionaria dijo que es ilegal el cierre de planteles, porque "una minoría voto".

Refirió que votaron más de mil profesores y sólo 234 aprobaron suspender actividades. "Quiero mandar un mensaje de responsabilidad a los compañeros, a los profesores del IEMS, que también ellos revisen la votación, porque la mayoría se opuso y, sin embargo, se cerraron las escuelas, lo cual es muy grave", lamentó la secretaria.

La inconformidad estalló debido a que no aceptaron la propuesta de un incremento de 3.5 % al salario, dijo, ya que piden el doble: "Hay una política salarial nacional y todas las institución de educación aprobaron ese aumento y nosotros estamos siguiendo la política educativa nacional.

"No es legal, porque una minoría votó. Cuando una minoría vota por una huelga no es correcto. He estado en esa situación como estudiante, profesora, donde si no se gana la votación de huelga, no hay huelga; la democracia es fundamental en estos casos y si la mayoría está de acuerdo, pues se cierra, pero de ninguna manera es aceptable esa falta de democracia, donde un grupo [creado] por intereses, de no sé qué tipo, deciden cerrar [con todo] en contra", ahondó.

La funcionaria informó que será la Junta de Conciliación y Arbitraje la que determine si es legal o no. Es un derecho, reconoció, pero "hay formas y momentos".

"Es importantísimo que continúen los alumnos de forma presencial, porque muchos profesores están dando clases en línea. Urge que se levante", apuntó.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.