Los paseos en helicóptero en Nueva York son una plaga que tiene harta a su población

·3  min de lectura

Nueva York es una de las ciudades más turísticas del mundo y recibe millones de visitantes cada año que quieren contemplar sus famosos rascacielos o pasear por Times Square.

Y precisamente, entre los planes de algunos turistas hay uno que resulta especialmente molesto para los habitantes de la urbe: los paseos en helicóptero, tal y como señala AFP.

Turistas a bordo de un helicóptero en Nueva York (Getty).
Turistas a bordo de un helicóptero en Nueva York (Getty).

Se trata de una práctica muy popular. Muchos turistas alquilan estas aeronaves para poder contemplar Nueva York desde el aire. Los precios no son nada baratos, ya que un vuelo de entre 15 y 20 minutos puede llegar a costar 200 dólares (191 euros) por persona, pero ocurre con frecuencia.

También, los helicópteros transportan a los residentes con dinero que buscan evitar los atascos que se producen de camino a sus lujosas casas de vacaciones. Y el gran problema es el ruido, pero no solo. En 2021, la ciudad recibió 25.821 llamadas en su línea directa, quejándose del sonido de estas aeronaves. La mayoría de ellas, 21.620, procedieron de Manhattan.

Además de la contaminación acústica casi constante, que hace que incluso algunos residentes se quejen de la vibración que se produce en sus apartamentos, los helicópteros contaminan el aire, llegando a producir 43 veces más de dióxido de carbono por hora que un automóvil promedio, tal y como ha asegurado el senador Brad Hoylman, que ha estado luchando contra este tipo de transporte.

Soluciones en camino

El proyecto de este político ha prosperado y se ha aprobado un proyecto de ley que puede multar a las empresas con hasta 10.000 dólares diarios por generar niveles de ruido irrazonables. Para ello, la gobernadora Kathy Hochul debe convertirlo en ley y de hacerlo, sería la primera legislación estatal que abordaría la cuestión de la contaminación acústica de los helicópteros.

Un helicóptero pasa junto al Empire Estate en Nueva York. (Photo by Alexi Rosenfeld/Getty Images)
Un helicóptero pasa junto al Empire Estate en Nueva York. (Photo by Alexi Rosenfeld/Getty Images)

Sin embargo, ya han nacido grupos como Stop the Chop, que consideran que esta medida es insuficiente y que abogan por la prohibición total de vuelos no esenciales en este medio de transporte, ya que recuerdan que el ruido es perjudicial para la salud y el medioambiente.

Cabe señalar que el exalcalde de la ciudad, Bill de Blasio, acordó con la industria una reducción de 60.000 a 30.000 vuelos turísticos por año a partir de 2017, pero esta cifra sigue siendo muy elevada. Además, está restringido el espacio aéreo sobre la ciudad y solo se puede volar sobre los ríos que rodean Manhattan. Sin embargo, esta limitación no aplica a los helicópteros que salen de Nueva Jersey.

Está por ver cómo va evolucionando la situación y qué termina pasando en la guerra de los residentes neoyorquinos contra estas aeronaves. De momento, parece que se están empezando a tomar cartas en el asunto.

EN VÍDEO I La última moda en redes sociales consiste en sobrevolar Nueva York por 200 euros

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.