Partidos "independientes" amenazan la hegemonía en las elecciones en Nepal

Katmandú, 15 nov (EFE).- Dos partidos de reciente creación, que engloban a candidatos que se reivindican independientes, esperan romper la hegemonía de las formaciones políticas tradicionales en las elecciones generales de Nepal del próximo domingo.

El Rastriya Swatantra Party (Partido Nacional Independiente) y el Hamro Nepali Party (Nuestro Partido Nepalés) esperan repetir victorias electorales recientes como la del independiente Balendra Shah, rapero e ingeniero, que se hizo el pasado mayo con la alcaldía de Katmandú.

CAMPAÑA CONTRA LOS POLÍTICOS TRADICIONALES

"Obviamente, los nepalíes están insatisfechos con los antiguos partidos tradicionales, los líderes políticos no han cambiado desde hace décadas", explicó a EFE el analista político Indra Adhikari.

"Las mismas viejas caras siguen apareciendo en cada elección, haciendo viejas promesas", señaló, antes de indicar que las nuevas formaciones pueden "perturbar el sistema convencional de los partidos".

Casi 18 millones de nepalíes están llamados a las urnas el próximo 20 de noviembre para unas elecciones generales de las que saldrán elegidos 275 miembros de la Cámara de Representantes, así como 550 miembros de las asambleas regionales.

De los 2.412 candidatos que se disputarán los asientos de elección directa en el Parlamento, 867 se declaran independientes, según afirmó a EFE el portavoz adjunto de la Comisión Electoral nepalí, Rishi Ram Bhusal.

Casi un millar de independientes harán lo propio en las asambleas provinciales.

El formato electoral del país del Himalaya, que reserva parte de los escaños a un sistema de representación proporcional en base a los votos recibidos de los partidos, ha favorecido la agrupación de estos candidatos reivindicados "independientes" en formaciones políticas de nuevo cuño.

El partido socialdemócrata Congreso de Nepal, actualmente en el poder, así como el opositor Partido Comunista de Nepal (Marxista-Leninista Unificado) o CPN-UML se encuentran en la mira de los nuevos llegados a la política.

PERFIL PROFESIONAL

El Rastriya Swatantra Party fue creado por el popular presentador de televisión Rabi Lamichhane, mientras que el Hamro Nepali Party cuenta con un ingeniero, Raj Ghimire, a la cabeza.

Ambas formaciones fueron registradas el pasado julio de cara a los próximos comicios.

"Como los partidos tradicionales han fracasado a la hora de cumplir sus promesas, hace falta que nuevas caras aparezcan en la escena política", resumió a EFE Suman Pandey, un empresario del sector turístico que se presenta por el Rastriya Swatantra Party desde el distrito de Nuwakot.

El esfuerzo por marcar la frontera entre los políticos "acomodados" en el poder y los recién llegados se deja ver en las comunicaciones oficiales de ambos partidos, cuyas páginas web incluyen apartados que explican sus "diferencias clave" como elecciones primarias o un límite de mandatos para los representantes.

La imagen de los candidatos de profesiones de diversos ámbitos, como médicos o ingenieros, contribuye a esta aura de supuesta efectividad que convence a algunos votantes.

"Siempre he votado por el Congreso de Nepal, pero esta vez voy a votar al Rastriya Swatantra Party porque el Congreso no ha cumplido con sus promesas", dijo a EFE Dornacharya Ghimire.

Para este profesor jubilado de 65 años de edad residente en Dang, en la provincia de Lumbini, "ya es hora de que los votantes concienciados den una lección a los principales partidos, que nos han estado utilizando como un simple banco de votos".

DOS ALIANZAS ENFRENTADAS

Los analistas auguran una cierta irrupción en el panorama político nepalí a causa de los recién llegados, y más de 60 partidos se disputarán las elecciones generales.

No obstante, las encuestas señalan que la competición se decidirá entre dos coaliciones tradicionales: el partido del Congreso con el actual primer ministro de Nepal a la cabeza, Sher Bahadur Deuba, frente al CPN-UML del ex primer ministro KP Sharma Oli.

El país del Himalaya se vio inmerso en una guerra civil, entre la guerrilla maoísta y las fuerzas oficiales de la entonces monarquía hindú, que comenzó en 1996 y se prolongó durante una década.

Con la llegada del proceso de paz en 2008 se celebraron elecciones para componer una Asamblea Constituyente, un proceso que culminó con la aprobación de la Carta Magna en 2015 y la convocatoria de las elecciones generales de 2017.

Sangam Prasain

(c) Agencia EFE